22 julio 2008

La cuenta de la honradez

A Manuel Fuentes, alcalde de Seseña, y a cuatro compañeros más les piden una fianza de 133.333€ por una denuncia por calumnias impuesta por Fernando Hernando, alias “El Pocero”.

Este tipo de actuaciones de la Justicia hace más difícil el proceder de personas honestas, como este alcalde. Estoy convencido de que aún sabiéndolo Manuel Fuentes hubiera actuado igual, pero no me digan que el trato no es desigual. Mientras que El Pocero, el que ha comprado el yate más grande del mundo entero (sesenta millones de euros, dicen que cuesta), cuatro aviones y no sé cuantos inmuebles, no tiene problemas para proveer fondos para las fianzas de las denuncias que se le imputan; Manuel Fuentes, que ha facilitado la información para imputar al corrupto ex-alcalde, y sus cuatro compañeros denunciados no tienen medios para cubrir la fianza de 133.333 euros.

La venganza de “El Pocero” ante la paralización de las obras que tenía en marcha, ha sido, a sabiendas de que sólo lo hace por incordiar y que no tiene posibilidades de ganar, poner seis querellas a Manuel Fuentes y compañeros, de las que tres han sido ya archivadas.

Es por ello que se pide la solidaridad a todos los simpatizantes de IU y a los que creen en las causas justas para que hagan aportaciones en la cuenta:

2105 0036 11 1242029983

Estas cantidades serán devueltas en el momento en que se archiven las diligencias (lo que ha ocurrido con las tres primeras de las seis que ha interpuesto el interfecto).

Esta cuenta sin duda es la cuenta de la honradez, la que iguala a todos, la que posibilita que los “Manuel Fuentes” puedan seguir defendiéndonos de quien utiliza triquiñuelas legales para presionar a gente honrada que no deja paso libre a la especulación y la corrupción.

Salud y República

2 comentarios:

Selma dijo...

Es alentador saber que las tres primeras han sido archivadas y esperemos que las otras tres sigan el mismo camino... Inch'Allah...

Lo que tiene que haber aquí es solidaridad,y de eso los de IU o ICV sabemos lo que es...

Un beso cariñoso y solidario Rafa.

Antonio Rodriguez dijo...

Y luego se extrañan si alguien piensa que hay jueces metidos en el negocio del ladrillo.
Como siempre tendremos que arrascarnos el bolsillo por una buena causa.
Salud, República y Socialismo