24 marzo 2009

La pena capital viva y rebrotando

Caminamos más despacio de lo que quisiéramos. Es más, a veces lo hacemos para atrás, como cangrejos. Y así nos lo dice el informe de Amnistía Internacional sobre la pena capital del año pasado. Pena de muerteUn estudio interesante donde se puede ver los pormenores de lo que se puede calificar como el castigo más cruel y degradante. El siguiente es un resumen de los datos más importantes.

Es verdad que en 2008 ha habido menos países que mantienen la pena de muerte en su legislación. Pero también lo es el hecho de que los muertos por la pena capital sean más del doble que el año anterior. Hemos pasado de 1138 a 2390, una media de siete muertes al día. En el año pasado se han condenado a muerte 8864 personas. Los metodos más usados son: fusilamiento, lapidación, electrocución, decapitación, ahorcamiento e inyección letal.

Sólo en cinco países se han llevado a efecto el 93% de las ejecuciones (China, Irán, Arabia Saudí, EE.UU. y Pakistán). China ese país por el que Occidente (con mayúsculas) sorbe los vientos, con mil cuatrocientos millones de consumidores, él solito ha ejecutado a, por lo menos, 1718 personas (son los datos oficiales, Amnistía teme que puedan ser más). Irán, ese país fanático del Islam, 346. China, pena de muerteArabia Saudí, el país árabe más amigo de Occidente --hermanísimos de nuestro rey-- 102 ejecuciones. Pakistán, uno de los países más convulsionados del mundo, amigo de los EE.UU. 36. Los EE.UU. han ejecutado a 37 personas, la mayoría en Texas, ya saben la patria chica de los Bush, donde han dejado su semilla. 

Pues sí, aunque parezca mentira estamos en 2009. Y desgraciadamente, la pena de muerte sigue viva y coleando. El castigo más inhumano, la pena extrema, el asesinato de Estado sigue existiendo en 59 países. Muchos de ellos religiosos, muy religiosos. Entre ellos también esos que dicen amar tanto la vida (sólo cuando hablan de embriones o de enfermos terminales).

Es lamentable que todavía cerca de 2.400 personas hayan sido asesinadas por el Estado, USA pena de muerteen aras de una concepción inhumana y que cosifica a las personas. A estas alturas todavía alarma ver que hay quien cree que la solución de un problema, aunque sea grave, es la muerte de un semejante.

Hoy todavía podemos decir que en ciertos países, incluidos algunos de los llamados super-civilizados (EE.UU., Japón), se considera la pena de muerte un precio por delinquir, por grave que sea, cuando es simplemente el fracaso colectivo del ser humano, la mayor degradación. Hacer pagar con la vida es renunciar, por parte del Estado, a una obligación moral de preservar la vida de sus ciudadanos y negar la posibilidad de reinserción.

Salud y República

13 comentarios:

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Carmen dijo...

Es tremendo los datos que nos das. Me pone los pelos de punta solo pensar que los muertos por pena capital se han duplicado. La verdad es que si miras con un poco de detenimiento se ven tantas y tantas barbaridades que te pones a temblar. Y ya no solo es el número sino también la forma cruel de llevarla a cabo. Es muerte y es tortura. También es preocupante oír voces que piden la pena de muerte como solución a los problemas tal y como indicas. En fin a ver si mañana encontramos alguna noticia que nos haga sonreír. Un abrazo

Anónimo dijo...

Ojú.
Usted me dijo que los comentarios no se eliminarían a menos que fuesen injuriosos.
No sé yo qué tenía mi anterior comentario para ser eliminado.
No dijo nada de que censurase la discrepancia.

RGAlmazán dijo...

El comentario primero lo he suprimido yo. Porque no trataba sobre la entrada, era en contra del aborto, además es un comentario panfletario que ya he visto en varios blogs de amigos. Y encima era anónimo.
Si acaso quisiera discutir algún tema el autor, le ruego:
Primero: que sea sobre la entrada que se hace
Segundo: que no sea anónimo
Tercero: que diga cosas coherentes

Salud y República

Naveganterojo dijo...

Parece que el anonimo no se cansa y en todas las entradas encuentra justificacion para sus diatribas.
Conocia los datos, y una cosa me ha llamado la atencion, date cuenta de que la pena de muerte es impuesta en los paises que por un motivo u otro la religion esta "impuesta por el estado",
incluso en los "superdemocraticos" EEUU, donde la religion Evangelista esta teniendo un auge excesivo.
Quiza lo que sobra no es la pena de muerte, sino quienes estan a favor de ella , y que curiosamente sulen ser los que por otro lado "defienden" "cierta" vida.
En fin, que las religiones solo valen para limpiarse el trasero.
Salud y republica

RGAlmazán dijo...

Hola Carmen. Llevas razón los datos cantas, y desgraciadamente, nada bien. Y efectivamente además de las muertes están los encarcelamientos por motivos políticos, las torturas, los malos tratos...
En fin, como tú dices, a ver si mañana el día se nos da mejor.
Un beso.

Salud y República

__MARÍA__ dijo...

Di que sí, chiquillo, que lo has explicado perfectamente y siempre hay que recordar estas cosas.
Besos

RGAlmazán dijo...

Hola Navegante, no siempre tienen que ver con la religión. En el caso de China, que es el más flagrante, no creo que sea por cuestiones religiosas. En los otros puede ser.
De todas formas, la religión no ayuda nada, al revés, cuando se convierte en fanatismo invoca la muerte del mal y de los pecadores.

Salud y República

Anónimo dijo...

El caso es que no contenía ningún insulto, era breve y conciso, y estaba además en total acuerdo con la opinión del autor del blog: no a la pena capital (sea cual sea la edad de la víctima - ésto es lo que yo le añadía -).
Y a pesar de todo me ha querido censurar (deberemos estoicamente aceptarlo como en el anuncio: "aceptamos submarino como animal acuático" pero más que nada por que el juego, el blog, es suyo).

Antonio Rodriguez dijo...

La pena de muerte no es justicia si no venganza del estado sobre los ciudadanos. Son muchas las razones para estar en contra de la pena de muerte, pero sobre todo una: su irreversibilidad. Y son muchas las condenas que se han demostrado que era falsas.
Lo más decepcionante de todo es que el país que se autodonomina adalid de la democracia sea defensor de la pena de muerte, aunque poco a poco se vaya imponiendo la cordura y los estados miembros la esten eliminando de su legislación como recientemente Nuevo Mejico.
Salud, República y Socialismo

Carlos Benítez dijo...

Y los "pro-vida"mirando para otro lado o incluso alentándolo...

RGAlmazán dijo...

Hola María, que pases un buen día. Besos.

Sí, es verdad Antonio que en Nuevo México ya se ha abolido. Pero también es verdad que en Texas que es el Estado donde se producen el 70% de los ejecutados sigue sin tener un ápice de intento de marcha atrás. Y es que la huella Bush pesa mucho.

Bienvenido Carlos, llevas razón. Los llamados "pro-vida" solo están interesados en los embriones y en los seres humanos en situación terminal. La vida de los otros ya sabes, desprecio absoluto. Por ejemplo, "el preservativo provoca más sida". Tiene webos.

Salud y República

m.eugènia creus-piqué dijo...

No debería existir la pena de muerte, nadie merece morir de esta manera ni los asesinados, ni los asesinos.El pueblo comete un crimen contra aquella persona,es el mismo crímen por el que ha sido ejecutado.No lo comprendo, cuántos innocentes habrán muerto de esta manera ? Ni se sabe, los errores de la justicia son tremendos.Besos.