20 junio 2009

El precio de Irlanda

¡Qué felicidad! Lo vamos a conseguir. Todos contentos. Ya tenemos el Tratado de Lisboa a punto de caramelo.

Irlanda dijo no, y claro eso no se podía dejar así. Hubiera sido replantearse una Europa distinta, la de los ciudadanos, en vez de la de los comerciantes y la de las decisiones económico-financieras. Había que corregirlo como fuera.

Primero había fallado el Plan A (Constitución europea) por Holanda y Francia, y ahora el Plan B (Tratado de Lisboa), por Irlanda, por lo que había que implementar un Plan C.  

Y se pensó en varias fórmulas. Para llegar al final, a la conclusión de que Irlanda tenía que hacer un nuevo referéndum cuyo resultado fuera un "SÍ", como una casa. Si no, el ridículo hecho hasta ahora quedaría como un juego de niños con un posible segundo "no".

Total, había que analizar por qué los irlandeses habían dicho que no y actuar en consecuencia. Pues eso, para que esta Europa pueda seguir, como lo que se necesita es que Irlanda diga "sí", no queda otra que casarnos con ella y darle lo que quiere. O sea, garantizarles que lo que ha provocado el no en la consulta, por una posible pérdida de algún privilegio, se les asegure por la gracia de Europa.irlanda_tratadolisboa

¿Por qué votaron no los irlandeses? Por la neutralidad militar de la isla, por su ventajoso régimen fiscal, por la prohibición del aborto y por la protección de los derechos laborales.

Pues nada, dicho y hecho, extendemos un protocolo que les asegure que nadie les va a poder decir ni mu en esas cuestiones, y santas pascuas.

Esta es la forma de hacer patria europea. O sea que ya sabemos lo que hay que hacer para conseguir ventajas, porque claro la otra opción era que Irlanda se saliera de la Unión Europea, pero eso no les conviene a los irlandeses, puesto que si consiguen que no les toquen lo que quieren, y además obtienen ventajas de Europa, sería tonto salirse. Y tampoco conviene al resto de Europa pues sería un ejemplo que podría crear alarma en otros países y replantearse también su pertenencia a la Unión.

Por lo tanto, ya saben ustedes, los más listos de Europa los irlandeses, que entran en ella sin renunciar a nada y obteniendo las ventajas de todos. Esto si que es salirse con la suya. Y todos tan contentos. Y menos mal que no han pedido que la Iglesia irlandesa pueda seguir gozando del "derecho de pederastia", que si no, con tal de sacar el famoso Tratado de Lisboa, son capaces de decirles que sí.

En definitiva, como se trata de una unión comercial puramente formal, sin mayores objetivos políticos que mantener un parlamento europeo con atribuciones políticas muy limitadas, así cumplimos a la perfección. Aparentamos que hemos hecho volver al redil a la oveja descarriada y a vivir que son dos días.

Eso sí, preparémosnos para los próximos euroescépticos, que sabiendo que pueden conseguir una Europa a la carta, cualquiera sabe lo que nos puede pedir un tipo, pongamos por caso, como Berlusconi.

Salud y República

6 comentarios:

Carmen dijo...

La verdad es que leyendo tu entrada lo que dan ganas es borrase definitivamente. Todo es un puro chanchullo, la Unión cada vez más desunida, con más ultraderecha acechando por todas partes, con una izquierda dividida y medio descangallá... en fin que realmente es una mierda.
Bueno ahora tal y como dices los demás que presionen, pidan y sus deseos les serán concedidos

Vaya panorama!
Un beso

Selma dijo...

¡Mamma mia, has mentado la bicha!
me echo a temblar sólo con imaginarme lo que que pueda pedir y obtenga... il cabrone... sono tutti pazzi...

Besos, Rafa..

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Carlos Benítez dijo...

Don Rafael,con la repetición del referendum de Hugo Chávez no mostró usted tanta indignación...

El "no"de Irlanda huele más a "euroescepticismo"(o sea,nacionalismo)que a otra cosa.

RGAlmazán dijo...

D. Carlos, lleva razón. No demostré la misma beligerancia, y es un caso muy parecido. Pero le diré --no sé si vale la justificación--, que el tratamiento mediático ha sido tan desigual en este país ("lo de Irlanda es necesario para el bien europeo, lo de Venezuela es una vergüenza totalitaria"), que me vi obligado a no seguir esa corriente, y atacar lo de Irlanda, sin defender de ninguna manera lo de Venezuela. En ambos casos es una patochada y demuestran que al poder establecido no le gusta perder, y hace lo que sea por ganar la batalla.

Salud y República

ocean dijo...

<27>關鍵字排名,關鍵字行銷,首頁優化,首頁曝光,首頁行銷,首頁seo,seo行銷,首頁排名,網站seo,排名曝光,網站行銷,網站曝光,seo,seo排名,seo優化,網站seo,網路行銷,網路優化,首頁排名,網站排名,排名行銷,網頁設計,網頁優化,網頁排名,首頁排名,關鍵字,關鍵字排名,關鍵字行銷,首頁優化,首頁曝光,首頁行銷,首頁seo,seo行銷,首頁排名,網站seo,排名曝光,網站行銷,網站曝光,seo,seo排名,seo優化,網站seo,網路行銷,網路優化,首頁排名,網站排名,排名行銷,網頁設計,網頁優化,網頁排名,首頁排名,關鍵字,關鍵字排名,關鍵字行銷,首頁優化,首頁曝光,首頁行銷,首頁seo,seo行銷,首頁排名,網站seo,排名曝光,網站行銷,網站曝光