10 julio 2011

Rubalcaba: Y, también, dos huevos duros

Voy a actuar con buena fe, ya les aviso que no siempre lo hago. Y es que teniendo cierta edad, se acumulan resabios, propios del paso del tiempo.

Y miren ustedes, que no es por creer, pero creer por creer, francamente…

Ahora resulta que los bancos son malos, que es necesario ponerles una tasa. También ocurre que hay que cuidar el Estado del bienestar. Y, por qué no, se reconoce, por primera vez, que la ley electoral es injusta y habría que cambiarla. Y se quiere volver a recuperar el impuesto del patrimonio. Y se tienen soluciones para crear empleo.

Rubalcaba Vergara

Bueno pues todo esto y más, sería creíble en alguien de izquierdas, que ha demostrado estar en su sitio y que habiendo querido no ha podido, por no tener suficiente poder o por estar en minoría, acometer esas iniciativas. Ahora bien, que lo diga Rubalcaba –antes Alfredo--, díganme ustedes si no cuesta creerle. Un político que lleva en primera línea desde hace más de veinte años y que los siete últimos años ha estado en el gobierno de Zapatero, que ha vivido la crisis desde el estrado con responsabilidad de vicepresidente, t que ha compartido consejo de ministros donde se ha hecho, justo lo contrario, literalmente, de lo que ha dicho en su primer discurso de candidato. Y es que parece el mito del Dr. Jekyll y Mr. Hyde.

Pero, no seré yo, con mi educación –a mi pesar— judeocristiana, quien no piense que hay que dar otra oportunidad al pecador. En fin, abrir la espita de la duda, es mi buena obra del día. Así es que aquí le espero, y ojalá que gane y no le tenga que decir que “por la boca muere el pez” o que “perro ladrador, poco mordedor”, o que “del dicho al hecho hay mucho trecho”.

Pero les mentiría a ustedes si dijera que le tengo confianza. Cuando le miro, veo al ministro de Zapatero --por mucho que ahora dimita-- y no al socialista. Y es que han sido tantas las que nos han colado, que después de oír la retahíla de soluciones del candidato podríamos decir aquello de los Marx: Y, también, dos huevos duros…

Salud y República

13 comentarios:

Ciberculturalia dijo...

Leyendo hoy Público y viendo lo que dice que va a hacer monsieur Rubalcaba me quedaba tan ojoplática como supongo que te has quedado tu. Un tío que hace dos días tenía una gran responsabilidad en la gobernanza de este triste país y de pronto nos dice todo lo que va hacer y que antes no hicieron. No se si interpretarlo como una tomadura de pelo, como un principio de alzheimer del candidato, como una moción contra ZP o efectivamente como un desdoblamiento de personalidad.
Pasmada quedeme al leerlo
Besos

Anónimo dijo...

Hay que reformar el Estado.
El derroche y la eficacia es de enormes proporciones, lo raro es que aún se mantenga el chiringuito.
Frenando la sangría en corrupción, duplicidad de administración, cargos y más cargos a dedo, etc, no habría que putear a nuestros jubilados, ni estaría en peligro el Estado del Bienestar.
La elección primera no es si público o privado, sino entre despilfarro, derroche y nepotismo por un lado, y dos dedos de frente, honestidad y serenidad por el otro lado.
Salud.

mariajesusparadela dijo...

También Txema hablaba ayer de esa nueva "clarividencia repentina"...pero marzo ya está aquí.

~~Esfera Comunista~~ dijo...

Estas elecciones está claro que no las va a ganar, pero le veo mucho más incombustible que a Rajoy y si las elecciones que habrá en algo más de 8 años, no las gana, será por muy poco.

Dilaida dijo...

A mi tampoco me gusta, pero si tengo que elegir me quedo con él y no con Rajoy.
Bicos

Genín dijo...

Y luego nos acusan de no creer a los `políticos...
Salud

Txema dijo...

La verdad es que es curiosa esta actitud de ahora.

Por seguir con el tema judeocristiano, le habrá pasado como a aquel que se cayó del caballo.

Pero, digo lo mismo que Dilaida, desgraciadamente en este país parece que estamos destinados a soportar o lo malo o lo muy malo.

saludos

Marcos Lanza dijo...

Creo que lo triste es que los comentarios que hasta ahora he leído,todos tiene un tanto de razón, pero no hay mas leña que la que arde.
No podemos cerrar los ojos y entregarnos (los que pensamos en izquierdas)al juego de la desunión,lo que ha pasado en ayuntamientos y comunidades(si entrar en el análisis de las razones)solo beneficia a ese tipo de sociedad y organizaciones que provoca y ampara lo que está sucediendo.
Que alguien me diga si hay a corto plazo otra salida. Saludos a todos

m.eugènia creus-piqué dijo...

Hola guapo, paso a dejarte un abrazo gordo.

Felipe dijo...

No tengo ninguna confianza.Por lo tanto no puedo hacer mi buena obra del día.


Saludos

Antonio Rodriguez dijo...

Es solo palabrería electoral. El agónico intento de evitar la devacle socialista. El problema es si el electorado le creerá y ya sabemos que el electorado español es un poco desmemoriado.
Salud, República y Socialismo

GUANARTEME dijo...

Está claro que Rubalcaba,viéndose perdido, quiere comerse a su izquierda. Por eso sale con estas que nadie se cree. Si fuera un estadista intentaría comerse el centro político que es donde están las posibilidades de obtener resultados. Pero al PSOE le interesa hoy por hoy eliminar a su izquierda, y para ello emplea toda la demagogia que conoce.

Salud y República.

RGAlmazán dijo...

Carmen, está lanzando los mensajes que le podrían hacer recuperar la izquierda, pero ¿le creen? Besos

María Jesús, sí hay un cambio de final de ciclo, aunque es sólo de palabras. Bicos.

Esfera, ocho años es mucho tiempo. Besos.

Dilaida, por supuesto, solo que hay, por fortuna, otros para elegir. Bicos.

Genin, llevas razón...

Txema pensé en la caída del caballo de Saulo, también.

Marcos Lanza, no es un problema de desunión, sino de credibilidad. Ojalá que cumpla. Pero ¿que confianza puede ofrecer quien ha estado en un gobierno que ha hecho lo contrario de lo que ahora dice?

Geni, mil besos.

Felipe, haz un esfuerzo, hombre. Eres un descreído.

Antonio, veremos si le creen, tengo dudas.

Guanarteme, yo creo que quiere recuperar a los votantes socialistas que no les han votado en las últimas elecciones.

Salud y República