26 abril 2009

La literatura como terapia de la política (LXVII)

Pues ya llegó. De nuevo, terapia literaria. Y primero hablemos de la de hace quince días. La verdad es que el título era difícil y no tanto el autor. Se trataba de La fugitiva de Proust, que forma parte de la serie En busca del tiempo perdido.  Y digo que el título no era fácil porque adivinar que era Proust, vaya, pero además saber que se trataba de La fugitiva que es la sexta novela de la serie y no de las más conocidas, era difícil. Proust, MarcelPero da igual, aquí se demuestra que siempre hay alguien capaz de acertar. En este caso ha sido Alex que, últimamente, desde que entra no deja títere con cabeza y lo acierta todo. Para él mis felicitaciones.

No puedo olvidar a mi querida Freia que se lleva el premio a la combatividad y que estuvo muy cerca de acertarlo y en el lado contrario queda como premio limón, ese señor de provincias: Monsieur Adanero. Entró el último, nos llamó sosos y nos echa la bronca. ¡Habrase visto!

Nada nuevo se puede decir de Marcel Proust. Su admirable corrección escribiendo impregna todo de un entorno y el lector vive con sosiego y deleite los recuerdos del autor. Un genio francés de los más grandes del siglo XX, de los que más ha influido en los novelistas posteriores.

Y ahora pasamos sin más al fragmento de esta semana

No recuerdo ahora todas las variantes que pensé. Sólo recuerdo que había algunas tan complicadas que eran prácticamente inservibles. Sería un azar demasiado portentoso que la realidad coincidiera luego con una llave tan complicada, preparada de antemano ignorando la forma de la cerradura. Pero sucedía que cuando había examinado tantas variantes enrevesadas, me olvidaba del orden de las preguntas y respuestas o las mezclaba, como sucede en el ajedrez cuando uno imagina partidas de memoria. Y también resultaba a menudo que reemplazaba frases de una variante con frases de otra, con resultados ridículos o desalentadores. Por ejemplo, detenerla para darle una dirección y en seguida preguntarle…

Y esto es todo, amigos. Queda lo importante, vuestra participación… y que ustedes lo acierten bien.

Salud y República

17 comentarios:

Freia dijo...

¡Huy, madre, qué negro veo yo hoy esto! Y eso que no es sábado, sino domingo.

Buenas tardes don Rafael y los que acudan. Que luego vuelvo. Con el ruido que hace la tunel-adora que doña Espe nos ha instalado al ladito de casa, no hay quien pare.

Alex de la Viuda dijo...

Hola a todos.
Estos derroches de superioridad, que suelen hacer el conde y la condesa, nos rompen el suspense.
Oigan, ¿cómo son ustedes capaces de acertar tan rápido? Desde luego, deben poseer una biblioteca que para mí la quisiera (y eso que la mía está bastante surtida). Pero, qué le vamos a hacer, no se puede saber de todo.
Valga la redundancia, con las pistas de Freia, pero es "El tunel", de Ernesto Sábato.

Alex de la Viuda dijo...

Por cierto, ¿dónde dicen que se compran esos aparatos maravillosos de cortar cosas? Yo también me voy a cortar una...

Alex de la Viuda dijo...

el subconsciente... Quería decir que yo también me voy a comprar una.

RGAlmazán dijo...

Oiga condesita, es usted tremenda. Y D. Alex que viene con la metralleta, va y remata la faena.

O sea que se lo apunto a los dos.

Sí, es El tunel de Sábato. Reconozcan ustedes que era más fácil que la última. Aunque me ha costado elegír un párrafo donde no figurara ni el nombre de Pablo Castell ni el de María.

Y, los demás dónde puñetas se meten. Luego dirán. Ni Augusta, ni Jose, ni el traidor. Son unos rajaos. Yo creo que les reconocen superioridad no se atreven a entrar y ven los toros desde la barrera.

Salud y República

Freia dijo...

Buenas tardes Álex.
Es que Vd. es más joven, pero El túnel es de mis tiempos y la he leído alguna vez, aunque todavía el jefe de esto no ha venido a decir si es acertado o no.

Cuando creo que tengo un acierto tan claro, tengo varias opciones. Una es no participar, pero siempre lo hago y no me parece bien. La otra, es dejar pistas y que el juego continúe, porque si no, es un poco como reventar la terapia y no dejar que salgan las tostadas, los patos y las motosierras a relucir.
Lo que ocurre es que me ha ocurrido más de una vez que soy tan sutil con las pistas que nadie se entera, así que supongo que esta vez me he pasado de explícita.
No lo tome Alex como un derroche de superioridad, sino como una forma de participar en el juego sin cargárselo desde el principio. Me temo, no obstante, que al conde se le dan mejor estas cosas porque yo lo he reventado de todas formas y bien que lo siento.
Y bueno, supongo que por edad he tenido más tiempo de surtir la biblioteca, pero le confesaré que añoro los tiempos de biblioteca pública, especialmente la Gabriel Miró de Alicante y la de la calle Mayor de Madrid.
No saque la motosierra que las carga el diablo y a mí me ha pillado sin grapas.
Un abrazo

Freia dijo...

Releído, quería decir releído.

Alex de la Viuda dijo...

Jaja. Cierto. ¿Qué mejor lugar para pasar la tarde del domingo que este?
Ciertamente, señor Almazán, lo tendrá complicado para poner uno más difícil que hace quince días...
Pero, ponga lo que ponga, aquí estaremos (si podemos) para seguir sus terapias.
Gracias por administrarlas sin la preceptiva receta.

Alex de la Viuda dijo...

A los jóvenes, por cierto afán acaparador, nos gusta aprender de quien pueda enseñarnos. Y yo me siento honrado de poder aprender de ustedes.
Además, cierta tendencia natural a buscar la soledad para disfrutar de la literatura queda contrarrestada con estas terapias de grupo que, a mi modo de ver, enseñan maneras fantásticas de compartir la lectura.
Así que, gracias... y guardo la motosierra.

Augusta II dijo...

¿Oye, pero que ya está esto acertao?
Pero vamos a ver, que son las 19:57, joder.
Esto no es serio, hombre, no es serio.
¡Apartad los dedos, me cao en diez!(nunca mejor dicho, ea).
Grrrr, estoy que muerdo. ¡MUERDO!

Freia dijo...

¿Los dientes de la motosierra muerden? Eso es que no está bien afilada ondina bonita...

Augusta II dijo...

Juro por los dientes de leche de mi hija pequeña, que el próximo día voy a estar haciendo cola desde las cinco de la tarde.
Habráse visto...

Los dientes de la motosierra hacen de todo. ¿Cómo crees que les hago los purés a mis hijas?

Tengo una motosierra que vale más que tol oro del mundo.

Buenas y cabreadas tardes a todos y una.

¡ja!

Freia dijo...

Ondina bonita....

¡¡¡ aaaaaaannnnndddddaaaaaaaaa, no te enfades !!!

Gracchus Babeuf dijo...

Don Rafa, no sea cruel. Cambie la "hora de emisión", que los ocasionales nos quedamos sin oportunidades. ¡Que este domingo me sabía la lección muy bien!

Jose dijo...

Buenas tardes, no me digan que lo han acertado hoy en dos comentarios, estoy con Augusta esto no es serio, aqui va a correr la sangre.

Y aviso venid preparados para el domingo que viene...

Adanero dijo...

Mi limón, mi limonero.
Entero me gusta más.
Un inglés dijo ye ye, oh ye ye,
y un francés dijo la la....
Menuda tarde. El Valladolid empata, el Eivissa baja a tercera, al Córdoba que le huele el culo (con perdón) a Segunda B, el Atlético Aviación va ganando pero acabará haciendo el "indio" como siempre, del Chipiona Fútbol Club no tengo datos, y el Sevilla en plena Freia de Abril. Me acabaré pasando al badminton.

Buenas a todos. Disculpen mi ausencia esta tarde, pero he estado algo liado preparando el equipaje para mi retiro espiritual en el Tirol Austríaco.

Ahora vamos a lo menos importante, la terapia.

Antes de nada decir que he recibido sendos correos de dos de los participantes en esta terapia en los que de forma velada se hace referencia al peligro que puede correr mi integridad. La física claro, no tengo otra. Espero sepan rectificar o me veré obligado a tomar medidas.

Condesita, dando usted pistas se parece a las hermanitas de los pobres. ¡Coñe, no lo ponga tan fácil! Yo habría hablado de Gabriela Sabatini. Aquella tenista argentina que me tenía loco perdido y que jamás me correspondió. Peor para ella. Y para lo del túnel hubiera mencionado al tren de la bruja. Por cierto, estos días tengo una en casa. ¿La quiere para usted? (¡Castigo de cuñada que tengo!)

Alex, no se crea usted que es derroche de superioridad. Es simplemente chulería innata. Sí sí. Ya sé que suena mal lo que digo. Pero es que es eso, chulería. Un defecto de fabricación como otro cualquiera. ¡Ah! Felicidades, que lo cortés no quita a lo valiente.
A todo esto ¿Le ha dicho ya el señor Ere Ge que con tres aciertos consecutivos le regala un jamón ibérico y una botella de Rioja? Pues eso. El domingo cae. Fijo.

Alamazanita entiendo tu enfado. ¿Quién no se ha sentido alguna vez príncipe destronado? Tiene que ser duro que tu padre ya no te pase las soluciones a las terapias y se las dé a Freia y Alex. Creo que es el momento de que saques ya esa foto de los náuticos. Con padre dentro, por supuesto.

Y volviendo a las cosas que realmente importan (y no como esta terapia literaria en la que últimamente solo hay sosos y aburridos) les diré el verdadero motivo de mi ausencia. De viaje nada. Me he pasado toda la tarde quitando mocos, jugando con los Gormitis, viendo dibujos y poniéndome morado de gusanitos. Vamos, que me lo he pasado como un crío. Un plan perfecto para una tarde de domingo.

Y nada más, que desde que no tengo bitácora (juas juas juas) me enrollo en exceso en los comentarios en casa ajena y eso queda muy feo.

Saludos, besos y abrazos para todos menos para el de siempre.

Él, que se conforme con la cancioncilla.


...Ay, ay, ay limones para beber.
Ay, ay, ay, limones para chupar.
Mi limón, mi limonero.
Entero me gusta más.
Un inglés dijo ye ye, oh ye ye,
y un francés dijo la la.

fritus dijo...

jaal...suerte que ayer estuvimos de excursión todo el día ( paseando a una amiga de mi mujer que ha venido a Eivissa unos días) y no participé...entre la comtessa y don alex tol pescao vendío, en pocos minutos.

Don Rafa...¿se ha dao usté cuen que con su niña de usted se pasa de los doscientos comentarios y con su vuelta se ha quedado la cosa en 16?...yo solo apunto el tema, ...que lo desarrolle otro.

un abrazo.