11 junio 2012

Ya están aquí los hombres de negro

Hay que ser macarra, masoquista y bobo-chorra para salir presumiendo de que te han rescatado. Y encima –¡ojito al parche!— el ‘buen hombre’, el ‘amado presidente’, ‘el salvador’ es un presuntuoso que sale diciendo, cuando nos la están clavando, que es una magnífica solución, que nos hemos salvado de una intervención y que no le ha presionado nadie, sino que ha sido él, el que ha presionado a Europa. Increíble pero cierto, con la que está cayendo.

Además, este Cid Campeador dice que esta cantidad no aumentará el déficit. Mentira podrida. Aunque la cantidad fuera pagada por los bancos (es de suponer que sea así, pues si no la pagaría el Estado, o sea todos nosotros) se cobrará un interés que oscilará entre el 3 y el  4%, lo que quiere decir entre 3000 y 4000 millones al año, que aumentará el déficit y tendremos que pagar entre todos. O sea, nuevos recortes al canto.

Luego agrega el mentiroso compulsivo que no habrá condiciones, que las condiciones irán a los bancos. Yo no sé si de verdad este tipejo nos cree gilipollas. Como si no hubiéramos ya pagado con los recortes que nos han hecho. Y, además, ¿de dónde lo van a sacar los bancos?, pues con aumento de comisiones, reducción de intereses a clientes y otras cargas que pagaremos los de siempre. Además, habrá más condiciones, ya lo verán. Aumentará el IVA, ya. Y cuidado con pensiones y con el subsidio del paro que suenan demasiado.

Toda la prensa –salvo La Razón—, incluidos los medios internacionales hablan de rescate, pero los peperos insisten en que es una línea de crédito (Rajoy dixit) o un préstamo (de Guindos dixit). Todo menos reconocer la verdad.

Montoro y los hombres de negro

Pues anda que su monaguillo Montoro, con su profecía de que los hombres de negro no van a venir. ¡Vaya elemento! Que se anden con cuidado, la troika les va a poner en su sitio. Porque si por desgracia esto no se arregla de aquí a fin de año, si los Mercados siguen desconfiando de nosotros –cosa probable viendo como son nuestros gobernantes—, habrá un rescate al país, no a los bancos.

Cuestión mucho más grave que conllevaría la helenización de este país, cada vez más cerca de Grecia, y un empobrecimiento brutal, además de unas obligadas elecciones generales, lo que significaría que los Mercados no se fían de nuestros gobernantes o, directamente, la imposición de un gobierno ‘tecnócrata’ elegido por los Mercados, como ha ocurrido ya con Grecia o Italia.

En fin, tiempos difíciles en los que estos que decían que Zapatero no reconocía la situación –y era verdad—, hacen más de lo mismo. Y repiten, una y mil veces que esto está mejor, que esta solución es un éxito, que hemos recuperado la confianza. Y es que es gente de encefalograma plano, si no, no se entiende.

Lo mejor es remitirnos a las pruebas. Que yo sepa, desde que se ha producido el rescate, ninguna agencia de rating ha subido a ninguna entidad, ni al país de calificación. La bolsa que hoy empezó subiendo un 6%, cuando escribo sólo lo ha hecho el 0,17% y la prima de riesgo anda por los 519 puntos (30 más que el viernes, antes de la subida).

En fin, como cualquier espectador objetivo puede observar, el rescate –perdón quería decir la línea de crédito o, si no, el préstamo— no ha complacido a los Mercados, que en su insaciabilidad permanente quieren más, y más, y más.

Y no no se crean que los hombres de negro van a venir. Simplemente hace tiempo que están entre nosotros.

Salud y República

12 comentarios:

Genín dijo...

Pues claro que nos creen gilipollas, y con razón, si no fuera así ¿Quien los hubieran votado y dado la mayoría?
Lo malo es que los demás también tenemos que tragar, pero al menos dormimos tranquilos, porque los que les votaron, menudo cargo de conciencia...
Bueno, es cierto, se creen lo que les dicen estos, así que a morir felices...
Salud

Eastriver dijo...

Primero, Rafa, decirte que estoy preocupado, indignado y rabioso. Ya se que los dos últimos adjetivos son sinonimos, pero los pongo para significar que mi enfado va en progresion aritmetica. Como el de todos. Llevo meses esperando que no nos tengan que rescatar: pues bien, ya nos han rescatado.

Evidentemente Alemania se beneficia de nuestro rescate, no tengo ninguna duda. Pero a la vez, y soy consciente de que parece una paradoja, espero y deseo que los hombres de negro se instalen en España y se dediquen a tocarle los huevos a la banca y a todo el mundo para que se cumplan los criterios y demas. Todo por una razon muy sencilla: a la vista de lo visto, y aunque sean unos capullos, me fio muchisimo mas de la seriedad de los alemanes con sus cosas que no de la de los españoles. Ahora ya solo me queda esperar que los bancos no nos pringuen mas de lo que estamos al resto.

Eastriver dijo...

Perdona los acentos, pero se han desbocado, lo mismo que la prima de riesgo: la mayor´´ia salen as´´i, de dos en dos y antes de la vocal... Me han insinuado que es un virus. Lo mismo que el rescate, Rafa, que tambi´´en es un virus.

Dilaida dijo...

Estoy muy cabreada, no por esta pandilla, que ya me imaginaba lo que iban hacer antes de que llegasen al poder. El cabreo mío es por culpa de los "gilipollas" que a pesar de lo que hacen, les siguen defendiendo.
Bicos

Líster dijo...

Se confirma la nueva iniquidad.

Nos explican que la cosa va con los bancos y que el "préstamo" no implicará nada más allá. Como este Gobierno nos tiene acostumbrados, es de esperar todo lo contrario. De momento, los hombres de negro, que no se esperaban, ya están aquí y, si la ayuda se vehicula a través del FROB -y el estado es avalista y responsable-, no hay que ser un lince para ver quien va a pagar los intereses de la operación (entre un 3 y un 4 %, parece ser).

La banca, que siempre gana, se saneará, sin duda, y después... ¿qué garantías hay de que el Estado recupere la inversión y no se reprivaticen las entidades a un precio menor? y todavía queda otra cuestión: ¿Cómo se puede hablar de déficit cero a corto plazo, con semejante carga, si no hay más recortes?

Lo dicho: pan para hoy (y no para todos) y miseria absoluta para mañana. Se confirma la nueva iniquidad, repito.

Dean dijo...

Lo más indignante es que los intereses y la deuda no los pagaremos nosotros sino nuestros hijos, nuestros nietos y quién sabe cuántas generaciones más quedarán endeudadas hasta la médula por nuestra pasividad política (mas no pasividad futbolera).
Un saludo.

Juanjo dijo...

Esto es una vergüenza absoluta. No me ha pillado de sorpresa, porque la verdad que me lo esperaba. Pero sí la manera de manipular la realidad y de hacernos ver lo blanco...negro (como los hombres que ya están entre nosotros como bien dice la viñeta).

¿Que no va a déficit? Pues si los manuales de contabilidad no están equivocados, parece ser que los intereses van al balance directamente con lo cual si quieren cumplir los objetivos de déficit al aumentar lo que se debe...o se recorta en lo que se gasta o no sé cómo van a salir las cuentas. Lo mismo hasta meten los 100 mil millones del "préstamo blando" en lo que tenemos...

Rafa, si me permites una corrección...los intereses nos van a costar de 30 mil a 40 mil millones al año. Creo que se te deslizó un cero....

¡Saludos!

Juanjo dijo...

Rafa, ni caso...hoy estoy espeso. Esto del rescate me tiene nublado hasta el cálculo mental...

Son 3000 a 4000 millones/año.

Sorry!

María A. Marín dijo...

Mientras vengan los "hombres de negro" y no los alienígenas...

Habrá que echarle humor a esta situación, por que si no es para "tomá misto'" que decía mi abuela.

Salud

Neogeminis dijo...

Lo de siempre, engañan y siguen engañando. Mienten. saben que lo que llaman solución no es más que un parche momentáneo que contribuirá a aumentar el déficit que se busca reducir con recortes...o sea, dilatar el proceso de endeudamiento y apriete financiero sin parar la rueda o un golpe de timón que sirva para empezar a salir del pozo.
Con cada episodio que veo en la realidad que están viviendo, siento que vuelvo al túnel del tiempo de los 90 de por aquí, cuando las mismas recetas tramposas nos eran impuestas a causa de los que decían habían sido nuestros excesos.
Hasta que no se animen a dar un giro en cuanto al modelo económico de fondo -que apunte a la producción ya mejorar el mercado interno- seguirán montados en la misma rueda recesiva.
Lamentable que la experiencia ajena no sirva para evitar los males propios.


un abrazo

Perséfone dijo...

Iba a decir qué viene el lobo, pero sería más acertado afirmar que es él quien nos gobierna.

Es penoso la manera en que nos venden la moto, se recodean en su propia desvergüenza, nos manipulan, nos ocultan información, nos toman por tontos y, en definitiva, se rien de nosotros. Es penoso también que hayamos vuelto a ese punto en que para enterarte BIEN de lo que pasa en tu propio país tengamos que recurrir a la prensa extranjera.

¡¡¿HASTA CUANDO?!! Es la única pregunta que resuena ahora en mi cabeza.

Saludos.

Antonio Rodriguez dijo...

Rescatan a la banca, vendrán los hombres de negro, nos pondrán condicions y las pagaremos los de siempre.
Encima Rajoy nos quiere hacer creer que todo esto es maravilloso cuando solo es una imposición de la UE.
Salud, República y Socialismo