08 agosto 2008

Que viene Calatayud

Calatayud no es sólo una ciudad. Es también un juez manchego que tiene cincuenta y tres años. Seguro que todos habréis oído hablar de él. Es el juez de menores de Granada y se ha hecho famoso por sus sentencias ejemplarizantes. Un tipo especial.

Por ejemplo a los chavales que les pilla trapicheando les sentencia a tener que sacarse el Graduado Escolar. Si alguno conduce borracho o sin carné le hace pasar cien horas atendiendo tetrapléjicos en el hospital de Granada. A un joven maltratador de un sintecho le obliga a repartir comida entre indigentes. En fin, decenas de sentencias que además acreditan, en la mayoría de los casos, que la reinserción es posible.

Hoy le traigo a Kabila porque Emilio Calatayud ha publicado en su libro Reflexiones de un juez de menores el decálogo Cómo formar a un delinquente que dice así:

  1. Comience desde la infancia dando a su hijo todo lo que pida. Así crecerá convencido de que el mundo entero le pertenece.
  2. No se preocupe por su educación ética o espiritual. Espere a que alcance la mayoría de edad para que pueda decidir libremente.
  3. Cuando oiga palabrotas, ríaselas. Esto le animará a hacer cosas más graciosas.
  4. No le regañe ni le diga que está mal algo de lo que hace. Podría crearle complejos de culpabilidad.
  5. Recoja todo lo que él deja tirado: libros, zapatos, ropas, juguetes. Así se acostumbrará a cargar la responsabilidad sobre los demás.
  6. Déjele leer todo lo que caiga en sus manos. Cuide de que sus platos, cubiertos y vasos estén esterilizados, pero no de que su mente se llene de basura.
  7. Riña a menudo con su cónyuge en presencia del niño, así a él no le dolerá demasiado el día en que la familia, quizá por su propia conducta, quede destrozada para siempre.
  8. Dele todo el dinero que quiera gastar. No vaya a sospechar que para disponer del mismo es necesario trabajar.
  9. Satisfaga todos sus deseos, apetitos, comodidades y placeres. El sacrificio y la austeridad podrían producirle frustración.
  10. Póngase de su parte en cualquier conflicto que tenga con sus profesores y vecinos. Piense que todos ellos tienen prejuicios contra su hijo y que de verdad quieren fastidiarlo.

Lo dicho si alguien quiere un hijo delincuente que siga estos consejos.

Os dejo aquí este vídeo que explica muy bien la forma de pensar de este juez.

En San Youtube podéis encontrar la segunda parte. Tan interesante como ésta.

Podrá ser discutible pero lo tiene claro y actúa de forma coherente. O sea amigos granadinos ¡Cuidado! Que viene Calatayud ¡Qué suerte!

Salud y República

10 comentarios:

Selma dijo...

Si el tema no fuera tan serio, que lo es y mucho, pero este juez me gusta, explica de manera tan amena y divertida que podrías perfectamente encajarlo en tu sección de Risoterapia...
Ahora bromas a parte, sus sentencias me parecen estupendas, cada una de ellas.

Y el decálogo,genial ... En uno de sus apartados :"Póngase de su parte en cualquier conflicto que tenga con sus profesores" podría explicar al respeto entrevistas alucinantes...

Repito, si es que no fuera tan serio el problema... la cosa es que he pasado un buen rato leyendo , mirando y escuchando...

Un beso cariñoso Rafa!

Pablo Elorduy dijo...

Otra de sus sentencias fue poner a limpiar espejos a un chico que había pegado a otro porque le había "mirado mal", para que reflexionase sobre la mirada.

Si vas a Calatayud...

Antonio Rodriguez dijo...

Menos mal que de vez en cuando sale algún juez con algo más que pelo en la cabeza.
Leyendo el decálogo se ve ha venido a la mente algún que otro hijo/a de conocido/a.
Salud, República y Socialismmo

m.eugènia creus-piqué dijo...

Leí sobre este señor cuando empezó a ser famoso, tambien he visto los videos de él y me ha encantado, cuanta razón tiene, hoy día se maleduca a los crios y los padres tienen la culpa de ello.

Curro Corrales dijo...

Muy majete el juez, si segnor... Pero a lo que yo iba (o sea, a dar noticias como buen hijo y a dar envidia como un campeon, jeje):

BESOS Y ABRAZOS DESDE INDIAAAAA!!

A pesar de la oleada de sucesos que esta sacudiendo el Norte indio que estoy visitando estos dias (atentados, incendios en trenes, rebrote de violencia en Kashmir, avalanchas humanas...), estamos sanos y salvos... Escribo desde un teclado en el que no se atinar las tildes, en Pushkar, una ciudad chiquita en torno a un lago en el corazon del Rajastan... Y todo va bien, con mil y una anecdotas y penurias superadas que alimentaran las batallitas que os contare a mi vuelta.

Un besote de Tania, que la tengo en el ordenador de al lado en este ciber que mas bien parece un zoo de insectos :P

PD: Llego el martes a primera hora de la magnana. Os llamo cuando este ya en casita. Mas besotes

Selma dijo...

Ahora sí, en Kabila tenemos a unos Padres felices con estas noticias de Curro... Y yo también me alegro un montón!
Besotes para todos

RGAlmazán dijo...

Efectivamente, querida Selma, es un tipo que maneja la ironía como dios. Y te hace sonreir contando cuestiones tan serias como la educación, quizá lo más difícil que hay en este mundo.
Un beso

Sí, D. Pablo, recuerdo también esa sentencia. Otro ejemplo de originalidad y sentido común, a la vez.

PUes sí, D. Antonio, lo que cuenta el juez es el pan de cada día. Todos conocemos a alguien que se ha ido tanto del otro lado de la balanza que se la ha pegado.

Geni, efectivametne, tiene todo la razón del mundo. O nos pasamos o nos llegamos. Me ha gustado cuando dice somos una generación esclava de sus padres y después de sus hijos. Un beso.

Curro, guapo. Que gusto saber de tí. Llámanos cuando llegues. Mamá y yo te mandamos un beso fuerte. Y dáselo también a tus acompañantes, Tania y cía.

Salud y República

GUANARTEME dijo...

Hace un tiempo hablé de el en http://oposicionpermanente.wordpress.com/?s=emilio+calatayud. Cuando pasó por Gran Canaria. Y tiene bastante razón. Los políticos deberían hacerle caso en lugar de dedicarse el negocio de las Macro-Prisiones.

Salud y República.

fritus dijo...

Sí señor...¿por qué no hay más como este en la judicatura?,....

un abrazo

canuit dijo...

Hace 19 años mi hija me dijo que queria unos fila rojos que costaban 12.000 pts. Las tenia, pero le di 6.000. Me dijo papá faltan 6.000. No le conteste, con las otras 6.000 tu madre y yo nos vamos a cenar unas langostas del cantabrico el sabado.
Se compro otros y la verdad q no esta nada traumatizada.
El Canuit