20 agosto 2008

Ascó: Una multa de chiste

Como todos sabemos, las mismas cosas son diferentes según quien las mire. Pues sí, habiéndose demostrado que en Ascó hubo un descuido por el que se provocó un escape radioactivo, parece que se le va a imponer una sanción a su propietaria, la compañía Endesa.

Así, lo ha manifestado el ministro Sebastián: "Estemos a favor o en contra de la energía nuclear, todos estamos de acuerdo en que ha de ser segura, y ser segura es que no pueda haber ni manipulaciones ni ocultaciones, por lo que seremos contundentes en la sanción a la empresa si consideramos, como ha hecho el CSN, que ha habido una falta grave, de grado máximo, en el desarrollo de su actividad".

Esa contundencia a la que se refiere el ministro es una multa entre 9 y 22,5 millones de euros. ¿Es contundente?

La empresa, en palabras de su portavoz, --oídas en la SER— se lamenta de la sanción puesto que no ha habido ninguna víctima y no responde a la magnitud de la multa. Cierto, la cosa está clarísima, o sea que si conduces sin carné y borracho pero no atropellas a nadie no tienen que sancionarte, sólo si tienes un accidente y matas o hieres a alguien. Pues qué bien.

Por otro lado está la versión de Greenpeace, quien dice que: Dejar escapar conscientemente partículas de cobalto altamente radiactivas al medio ambiente (previa manipulación de los monitores de alerta de la radiación y la violación de numerosas normas y procedimientos), poniendo así en riesgo la salud de miles de personas y, además, ocultar deliberadamente durante meses esta situación al propio Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), se quedará en una ridícula multa de, como mucho, 22,5 millones de euros. Esta cantidad equivale a lo que obtiene por la venta de electricidad de Ascó en poco más de dos semanas. Gracias a la benevolencia del Consejo de Seguridad Nuclear.

Como se puede comprobar versiones distintas. Yo no sé lo que pensarán los lectores de Kabila pero desde luego me quedo con lo que piensan desde Greenpeace. Si basándose en que no ha habido víctimas humanas la multa se reduce a lo que obtiene esa central por la venta de energía en quince días, estamos apañados. Seguramente será más costoso aumentar los controles para que no vuelva a ocurrir, que el pago de dicha sanción. ¡Ah! Y por cierto, nadie habla del director de la central y del CSN, que parece que siguen como si no hubiera pasado nada. ¿No deberían dimitir o echarles?

Salud y República

4 comentarios:

Freia dijo...

Totalmente de acuerdo. Porque lo que ha habido es un afán de ocultación y una manipulación evidente.
Con respecto a las "dimisiones", pues es que ya nadie se lo plantea siquiera. En este país, salvo Borrell, nadie dimite por nada.

fritus dijo...

las multas deberían tener un poder coercitivo,intimidatorio...y ésta no lo tiene porque para ENDESA esa cantidad es irrisoria.

un abrazo

SELMA dijo...

Por desgracia, salvo una explosión como en Tchernobyl, las víctimas lo serán a largo plazo y lo saben...Los efectos suelen producirse con cancer de Tiroides :-(, leúcemia, de piel, de pulmones etc... Algunos años más tarde...
En efecto esta multa es "Peccata minuta" En comparación con los daños irreparables que ha producido, produce y producirá a miles de personas...

Un beso cariñoso Rafa!

Antonio Rodriguez dijo...

Amigo Rafa
Esto es como la siniestralidad laboral, mientras que al empresario le resulte más barato inclumplir la ley que garantizar la seguridad, seguirán pasando estas cosas.
Salud, República y Socialismo