22 junio 2008

¿Quo vadis PP?

No tengo ninguna señal de que después de este congreso el PP vaya a cambiar en sus postulados. Es más, no sé si por agradar o por convencimiento, Rajoy ha sido claro y ha comentado que van a seguir con los mismo principios. Es lo que hay.

Sin embargo, no puedo dejar de estar convencido de que no puede ser lo mismo en las formas. Primero porque es difícil volver a llevar a ese nivel de crispación al país. Y aunque De Cospedal –recordemos que ha sido la mano derecha de Aguirre-, y Arenas –señoritingo andaluz donde los haya, con años de correveidile oficial—, que parecen las figuras más importantes de este “nuevo” PP, no me inspiran ninguna confianza, pues ambos están acostumbrados a ser la voz de su amo, no han sido de los más crispadores.

Por otro lado, no puede ser sino positivo que profesionales de la crispación, que han dicho verdaderas burradas durante los cuatro años como: el mentiroso Acebes, el chulesco Zaplana, el malababa Astarloa, el judas Elorriaga, la reinona Aguirre, el genocida Aznar y los integristas Mayor Oreja y San Gil, entre otros, hayan quedado varados en el escollo del olvido.

Por el contrario no puede ser bueno que hayan ascendido a la Ejecutiva Nacional la mijose Ana Botella y el antisindicalista Güemes y que continúen gente como Trillo o Vidal-Quadras. Y sí que lo es, que dentro de lo que podríamos llamar la guerra de Madrid haya perdido Espe-rancia a favor de Gallardón (que mejora en las formas, aunque sea más peligroso como contrincante electoral).

Me agrada que los dos puestos más importantes sean Arenas y Cospedal, no porque sean santos de mi devoción, ni mucho menos, sino porque tiene gracia que D. Mariano que ha perdido todas las elecciones que se han celebrado desde que está al frente de su partido, haya confiado en dos de los suyos, o sea en otros dos perdedores en su ámbito para levantar el PP. Una buena señal para seguir la línea (perdedora).

Y por último, no deja de ser un notición que tanto la COPE como El Mundo, voceros oficiales de la línea dura, hayan quedado fuera de juego y cabreados como una mona. En fin, cal y arena. Va a tener que ver mucho la actitud del registrador de la propiedad, que creo que está condenado a terminar su vida política, al menos en primera fila, en el próximo congreso en 2011, de donde saldrá el nuevo candidato a Presidente del Gobierno.

Aunque sólo sea por ver la mala leche que se les ha puesto tanto a Aznar como a Espe-rancia ha valido la pena este congreso. Veremos cómo se desarrolla esta nueva etapa, de la que no espero cambios ideológicos pero sí un estilo más político y menos barriobajero. Eso sí, es posible que sigan los navajazos, pero entre ellos.

Salud y República

5 comentarios:

Adanero dijo...

Lo que ha estado bien ha sido ese tonillo como de cabreado resentido de Aznar que parecía decirle a Rajoy: "¿Qué pasa Mariano, que ya no me ajuntas?"

A la Cospedal la auguro leña de todos los colores por parte de la COPE. A pesar de haber sido mano derecha de la Aguirre, su trayectoria personal no les va a gustar mucho a los señores obispos.

Un saludo.

Freia dijo...

Tienes razón; lo único salvable ha sido comprobar el cabreo de ciertos miembros y "miembras" (si alguna vez aceptaran en la RAE el término, y espero que no, serviría para definir a la Espe-rancia.) y comprobar también, una vez más, la mala educación de Ánsar.

Selma dijo...

Buenos días Rafa,
No nos quepa ninguna duda, al menos así lo veo yo, que en el congreso del 2011, no será Rajoy el candidato elegido, la situación de ahora sólo sirve para contemporizar, para hacernos creer que aquí no pasa nada, y pasa, ya lo creo que pasa...

Un beso muy cariñoso Rafa.

__MARÍA__ dijo...

Servidora sigue sin poder escuchar o ver a "Ansar" es verdadera repulsión lo que siento hacia ese tipo.
Es cierto lo del tonillo que dice Ángel, que aunque canturreo mientras habla, se le nota el "deje"
Bueno y el "campeón" Arenas, que nació un poquillo más allá de donde yo nací...uf, ese sí que es rancio y señorito en toda la acepción de la palabra, sólo le falta llegar a caballo a los sitios.
Lo bueno sería que los fachobispos les dieran la espalda a los del pepe de una vez.

Saludos

Alberto Ríos Mosteiro dijo...

El congreso no ha sido más que una continuación de esta farsa en la que lleva metido el PP desde que perdió las elecciones. De los críticos con Rajoy ni un solo valiente que se atreviese a presentarse como alternativa a un liderazgo cuestionado por los medios afines. Ya se lo dijo Esperanza con ocasión de la posibilidad de que Gallardón fuese en las listas, "El Mundo y la COPE están de mi lado, así que tú verás". Las gallegas, las vascas, las europeas están a la vuelta de la esquina y en cuanto se produzca una derrota se lanzarán a la yugular de Mariano, de nuevo buscarán el centro, y bla bla bla, bla bla bla. Lo que les pasa siempre que no están en el poder. Un saludo.