10 marzo 2013

Prohibido poner Lenin a su hijo

Y yo que creía –otra ingenuidad de las mías— que si había un ámbito de libertad total éste se encontraba en la decisión de los padres a poner el nombre que les viniera en gana a sus hijos.

Pues no, no es así. ¡Sorpresa! Resulta que hay un nombre que no se puede poner, según este gobierno: Lenin. Y ustedes se preguntarán por qué, y yo también.

Mientras que se consienten nombres que pueden destrozar la infancia a un niño, como Robustiano, Teodoro, Tentudia, Tolomeo, Eustaquia, Dioscórides o Sisebuta (conozco personas que se llaman así), o también nombres históricos como Napoleón, o nombres inventados o que nunca había oído en mi vida, resulta que no se puede poner de nombre Lenin a un recién nacido.

Lenin

Independientemente de lo que cada uno piense de Lenin, con sus luces y sus sombras, –yo no le pondría a un hijo mío Lenin, ni de broma; simplemente no me gusta ese nombre-- es curioso que este nombre esté prohibido. Esto me hace recordar ciertos tiempos cuando entre la Iglesia y el Juzgado te impedían poner nombres que hoy son comunes. Yo, personalmente viví mi propio episodio familiar. Mi segunda hija, Aída, nació en 1973, y en el registro del Juzgado me prohibieron ponerle ese hombre. El funcionario, facha total según él mismo se definió, me dijo que Aída no estaba en el santoral. Así es que en un segundo intento, recordando que mi madre se llamaba Carmen, le dije que la pusiera Aída del Carmen, y me dijo: ¡Imposible! el nombre del santo o de la virgen ha de ser el primero. Después de discutir con ese energúmeno, que me dijo que no me registraba a mi hija, tuve que ceder y ponerle María Aída. Naturalmente, en todos los sitios figura sólo como Aída, de eso nos hemos encargado toda la familia, pero su registro tuvo que hacerse así, debido al furioso totalitarismo que algunos funcionarios mantenían en el tardofranquismo.

Lo grave es la razón que da el ejecutivo a la pregunta que le hizo Llamazares. Según este gobierno, no se permite Lenin como nombre porque se confunde con un apellido. ¡Toma ya! Un motivo contundente. En primer lugar, Lenin no es un apellido, sino un mote. Francamente no sé que puede tener alguien en la sesera para dar esta explicación. Y aunque así fuera, por esa razón deberían prohibir Martín, Pascual, Salvador, Alonso y tantos otros apellidos que pueden ser también nombre. Pero es que además, defienden que, sin embargo, se pueda poner a un bebé: Vladimir Ilich. ¿No es de coña?

En fin, esta anécdota denota bastante que la verdadera razón es ideológica. La única prohibición que debería existir es la de los nombres que puedan provocar menoscabo, desprecio o contrarios al honor de las personas. Está claro que aunque un padre quiera, no debe poder poner el nombre de, por ejemplo, Gilipollas, a un hijo.

Esa debe ser la única limitación. Esa y el sentido común. Porque todavía recuerdo que una vez, por razones de trabajo, me encontré con un colombiano que se llamaba Edimer, al que le pregunté extrañado que si era un nombre común en Colombia, y esta fue su contestación: “No, es que a mi papá le gustaba el ciclismo”. (Su padre quiso que su hijo le recordara siempre al famoso Eddy Merckx).

Salud y República

7 comentarios:

SCHEVI dijo...

Pues yo conozco en mi pueblo, Palma del Río, a un chaval, con unos pocos años ya, que se llama Aitor Lenin, y no sé que haya tenido problemas hasta ahora.

Odisea Azul dijo...


Aitor es un nombre de origen vasco. El nombre significa "padre del pueblo" (sinónimo de hidalgo). Pese a no haber santo alguno llamado Aitor, este nombre propio se celebra el 22 de mayo.[1] [2]

Se trata de un nombre vasco que está relativamente extendido fuera de las fronteras del País Vasco. En España hay actualmente más de 40.000 hombres que tienen este nombre, de los cuales solo unos 17.600 residen en el País Vasco y Navarra; estando el resto de los Aitores repartidos por toda la geografía española.[3]

http://es.wikipedia.org/wiki/Aitor

Jose Rivolta dijo...

Hola, hemos agregado un trackback (enlace hacia este artículo) en el nuestro ya que nos pareció muy interesante la información detallada pero no quisimos copiarla, sino que nuestros lectores vengan directamente a la fuente. Gracias... reporte gratis en bogota

Genín dijo...

Creo que ahora están estudiando prohibir Hugo, Fidel, Evo, y unos cuantos mas de ese estilo...jajaja
Salud

Neogéminis dijo...

Sobre el tema de los nombres y sus eventuales prohibiciones, cada época y lugar tiene sus propias arbitrariedades. En Uruguay por ejemplo, ponerle Washington a un chico no es cosa rara. Por aquí hubo una época -no sé si aún estará vigente- que para ponerle algún nombre que no estuviera dentro de los admisibles -por ejemplo alguno propio de otra cultura- había que demostrar parentesco directo con alguien que se llamara así. Un primo mío tuvo que hacer malabares para nombrar a sus hijos como sus abuelos, de origen libanés.

Un abrazo

Txema dijo...


Y Franco? Conozco uno que estuvo en IU. Y no recuerdo que tuviera problemas. Lamentablemente falleció en diciembre.

奇堡比 dijo...

筆跡鑑定
挽回婚姻
老公偷腥
男人外遇
丈夫外遇
婚姻諮詢
感情諮詢
挽回感情
老婆偷腥
工商徵信
商標侵權
市場調查
財務顧問
法律問題
徵信相關
專利侵權
專業偵探
工商調查
優良徵信
外遇蒐證
討債公司
外遇徵信
外遇調查
婚前調查
老公外遇
太太外遇