30 septiembre 2011

Bono en busca de su futuro en el PP

Veo con emoción contenida que nuestro “gran admirado” José Bono se va buscando la vida.
Porque no se crean aquello de que está cansado y de que quiere dedicarse a la familia. Bono es un hombre que tiene una ambición de poder desmedida y no ha cambiado con el tiempo.
Hay que reconocer que lo ha intentado en el propio PSOE y parece que Rubalcaba ha sido quien le ha cerrado el paso. Aunque no se ha apurado en absoluto, porque él está acostumbrado a ir con los ganadores.jose bono
Y ya saben ustedes quien parece que son los próximos ganadores. Por ello, tampoco ha hecho mucho esfuerzo dentro de su partido. Ser híbrido ideológicamente y estar en muchos aspectos más cerca del PP que del PSOE, le permiten hacer piruetas políticas circenses.
Pues sí, señores, ustedes, amigos kabileños ya saben lo que he comentado muchas veces, Bono I, el meapilas, podría perfectamente estar en el PP y no se notaría nada. Y ahí es donde se dirige. Ya está intentando abrirse paso en los que eran sus teóricos enemigos.
Recuerden que ya lleva mucho tiempo abogando por un pacto PP-PSOE –un pacto de Estado, como el lo llama (como firme defensor de la alternancia canovista)—, así como el trato exquisito que ha tenido con Rajoy y Cía. Por ejemplo, se lleva de maravillas con Soraya Sáenz de Santamaría. Pues bien, ya ha dicho, con la boca pequeña pero con un gran altavoz, que le encantaría retirarse de Defensor del Pueblo. Y yo estoy seguro que lo haría “tan bien”, para desgracia del pueblo, como su antecesor el “otro socialista”, Enrique Múgica, al que puso en el cargo Chema Aznar.
Pero claro, este hombre siempre quiere jugar sobre seguro y emplea dos barajas. Por si lo de Defensor del Pueblo falla, ya ha pensado en una alternativa que le iría como anillo papal al dedo: Embajador de España en el Vaticano. Ya saben ustedes que las relaciones de este chupacirios con la jerarquía católica española es óptima, considerándose amigo del cardenal Cañizares, entre otros prelados. Así es que esta otra opción, tampoco le vendría mal.
Y es que no hay nada como estar en el centro, o sea no ser ni chicha ni limoná, ni carne ni pescado, ni de izquierdas ni de derechas. Eso sí, también hay que saber trepar y tener buenas relaciones. Hay quien dice que se deben tener amigos hasta en el infierno. Pues esa afirmación se la he oído yo a Bono, hace más de treinta años, cuando estaba en el PSP: Y luego hay que saber aprovecharlo. Bono no es tonto y además es un hombre que sabe estar en el sitio adecuado y apretar la tecla oportuna en el momento oportuno. Eso se le da de miedo.
En fin, veremos como termina este culebrón, pero yo apostaría que se lleva uno de los dos cargos. Es muy hábil medrando y haciéndose querer y eso se lleva mucho. Y además es un personaje que puede dar lo que espera el poder de él, servir bien a su amo.
Salud y República

15 comentarios:

Ysupais dijo...

Eso se llama chaquetero y vampirismo.. que equivocada me tenia a mi... pero hace tiempo EH¡
Saludos Rafael.

yraya dijo...

Pues a mi no me cae de sorpresa...

Eastriver dijo...

No puedo con él, claro. No sabía lo del vaticano. Yo lo enviaba para allá, que le haría la rosca a Benedicto de maravilla, pero en realidad influiría más bien poco.

A mí lo de los socialistas católicos no puedo entenderlo, honestamente. Yo puedo respetar que alguien sea creyente, sea del partido que sea. Conozco gente de Iniciativa que es creyente y muy mística incluso. Una cosa no tiene nada que ver con la otra, me parece a mí. Una cosa es preocuparse por las cosas de este mundo y otra, no antitética, creer en la trascendencia, o creer que eso puede existir. Y esa creencia, esa espiritualidad, no está reñida con ningún partido. Pero lo que ya no entiendo es que alguien que teóricamente se define como de izquierdas les dé cancha a los curas, con todo lo que han representado y representan. Al menos a la jerarquía, que ya sabemos que curas los hay incluso comunistas. Pero definirse como católico implica una cierta connivencia con esta jerarquía que lo quiere controlar todo, que quiere contaminarlo todo, y que amenaza con recortar derechos. Y por eso, desde una verdadera posición progresista, yo eso no puedo concebirlo, la verdad. O sea que a Bono, si le gusta tanto eso, lo mandaría para el Vaticano, a ver si lo hacen cardenal y puede disfrazarse a gusto de faraón, que estoy seguro que le gustaría.

Genín dijo...

Este camaleón, de hambre no se muere no...
Salud

mariajesusparadela dijo...

No sé que decirte.
A él le van bien las dos cosas, pero en lo del vaticano no podrá lucirse demasiado, que por allí pasó varios inviernos Francisco Vázquez y nadie habla de él...y a este le gusta mucho estar en candelero (no solamente tener poder)

Txema dijo...

Pues Dios nos coja confesados si este pájaro es el defensor del pueblo.

Creo que mejor sería darle una prelatura,un capelo cardenalicio, y mandarle de nuncio apostólico a Corea del Norte.

saludos

María dijo...

Con defensores como este no necesitaremos fiscales.

Besos

fritus dijo...

Yo lo ponía de encargado de la limpieza en el Valle de los caídos...a pasar el pronto y el paño sobre las lápidas de Jose Antonio y de Franco...y de paso que dinamiten el puto monumento con él dentro.

Si es que un hombre que se hace un implante de pelo a los 50ytantos es gilipollas, ya te digo...

~~Esfera Comunista~~ dijo...

Yo a este hombre lo veo como un futuro Aznar o González. Dando conferencias por ahí y trabajando para grandes empresas.

Benjamín Sanz Navarro dijo...

Si, con esa sonrisa sabe disimular muy bien el enorme ego que tiene. Tiene claro que pasará a la historia como un hombre de estado, que le harán monumentos y loaran sus heroicidades en pro de la democracia.
Es un lobo con piel de cordero, es una persona con un ego absolutamente desmedido y como tal una persona peligrosa. Pero ahí le tiene el PSOE, esto dice mucho de este partido, que en sus filas halla personajillos de la talla de Bono o del alcalde de Zaragoza su excelencia el emperador Belloch. En fin ya me he quedado tranquilo.
Por cierto un saludo ya que es la primera vez que comparto contigo un poco de bilis, un saludo

Antonio Rodriguez dijo...

Bono es una camaleón de la política y el no ha dicho que se retire de la politica, por lo tanto cualquier posibilidad de volver no es desechable.
Uno no es de izquierdas o de derechas por estar en una organizción concreta sino por lo que hace y por su conportamiento ante la soicedad y Bono ya ha demostrado en numerosas ocasiones que la izquierda le viene grande, por lo que la posibilidad de que de el salto al P.P. o a su area de influencia no es nada descabellada.
Salud, República y Socialismo

bitdrain dijo...

Deberia usted tener un poco mas de elegancia y hacer criticas sin insultar u ofender, pues de este modo lo unico que consigue es desacreditar a su propia persona.

Saludos.

Antònia Pons Valldosera dijo...

Rafa, ya ves no sólo los del PP y Bono nos dicen qué tenemos que hacer. Aquí te ha salido un espontáneo.
A mi no me gusta Bono así de entrada: demasiado untuoso. Me recuerda algo resbaladizo, frío y gelatinoso.
Si quiere irse al Vaticano como decimos en Catalunya: bon vent!
Un abrazo.

Paco Piniella dijo...

Lo peor Rafael es que como él hay muchos en mi partido, ...beatos y de derechas.

Txema dijo...

Y así nos ha ido a los demas, amigo Paco.

saludos