26 mayo 2017

El PP moldea y manipula la Justicia hasta límites insospechados


Se veía venir, y lo que te rondaré morena. El PP, ese partido corrupto, necesita de ayudas judiciales para que sus asuntos turbios queden en el limbo o se blanqueen como hacen con el dinero.

Ya sabíamos que la Justicia no es libre. Sabemos que está marcada por el dedo del partido que sostiene el gobierno. La elección de los jueces en las instancias máximas así lo ha acreditado desde hace cuarenta años.

Sin embargo, el PP ha conseguido un “todavía más difícil” y su situación judicial le ha llevado, por todos los medios y con su desvergüenza acostumbrada, a invadir el ámbito judicial, haciendo que todos los cargos de alta instancia que se nombren, sean de su bando, cueste lo que cueste.

Después de que tanto el ministro de Justicia, como el fiscal general del Estado y el fiscal anticorrupción hayan sido reprobados por el Congreso por sus actuaciones deleznables a favor del PP, inmiscuyéndose en las instrucciones judiciales para parar la corrupción y demostrando una parcialidad lamentable, han ido más allá. Los peperos, con Rajoy a la cabeza han tenido que aceptar esa reprobación, aunque no haya dimitido ninguno. Es más, ha continuado la juerga del ventajismo en la Justicia, con una impudicia e indecencia nunca vista.

Lo último ha sido los nombramientos de Concepción Espejel (Concha para Cospedal) y Enrique López (aquel miembro del CGPJ, puesto por el PP, que tuvo que renunciar al pillarle conduciendo una moto sin casco y borracho) como presidenta de la Sala de lo Penal y miembro de la Sala de Apelaciones de la Audiencia Nacional, respectivamente. Ambos jueces han sido recusados en más de una ocasión por sus compañeros en aras de una parcialidad pepera total y, sin embargo, son los elegidos para que puedan parar, desviar, entorpecer, obstaculizar todas las causas en marcha que están en la Audiencia Nacional. Léase: Gürtel, Púnica, Bankia, Lezo, etc.

Y es que Rajoy ya ha traspasado los límites de la indecencia y piensa aquello de: “Ande yo caliente, ríase la gente” o “Dame pan y llámame tonto”. Rajoy podrá decir, teniendo yo controlada la Justicia, digan y hagan lo que les dé la gana, a mí plim.

La invasión en las instancias judiciales es tal que está conllevando a una degradación intolerable. La corrupción no es sólo robar, también lo es manipular, desvencijar, desmembrar y pervertir las instituciones del Estado, como lo está haciendo el PP.

Mientras Montesquieu escupe fuego en su tumba, Rajoy se ríe de los españoles a sabiendas de que el camino judicial elegido le salvará de sus desmanes, sólo con una orden telefónica. Y es que la Justicia ha quedado hecho añicos y D. Mariano tan feliz, ya saben lo majo que es.

Salud y República

24 mayo 2017

PSOE: Los rescoldos de un terremoto

El triunfo de Pedro Sánchez ha causado un terremoto en el PSOE. Los susanistas no lo esperaban ni de coña. Ellos siempre han despreciado a la militancia y se han creído por encima de ella, esperando que siguieran a sus dioses como ovejas a su pastor.

Si el vencedor ha sido claro, los perdedores lo han sido todavía más. Desde una generación anterior, capitaneada por Felipe González, y todos los prebostes de su época, hasta los barones actuales, pasando por la gestora y los traidores, han sido vapuleados por los militantes y les cuesta hacer la digestión del resultado.

De las momias decir que se han tenido que tragar sus palabras y volver al argumento de la unidad, a pesar de que lo hayan hecho con cara de estreñidos. Incluso alguno ha dimitido. Es el caso del exministro Corcuera, claro que es uno de aquellos que podía, sin desentonar lo más mínimo, haber pertenecido al PP. Algo similar a lo que se podría decir sobre Abel Caballero, Pepe Bono, Paco Vázquez o Juan Alberto Belloch. Cualquiera de ellos podría estar junto a Rajoy e incluso pasarle por la derecha, La dimisión de Corcuera ha sido una buena noticia para Sánchez, recordemos que el primer ataque que se hizo a la libertad de expresión, anterior a la ley mordaza, fue la famosa ley de la patada en la puerta, que Corcuera, siendo ministro del interior propuso sin rubor y con convencimiento.

De los barones, ¡ojo! El que más y el que menos ha manifestado su apoyo a su nuevo secretario general, pero del dicho al hecho… De facto, tanto Andalucía como Aragón han rechazado ir con listas conjuntas al Congreso de junio, lo que significa que quieren imponer sus propuestas, aunque corran el riesgo de que la cosa salga rana. El hombre triste de Asturias, como el barón extremeño o el de Valencia han reaccionado bien, al menos lo parece, pero ojo con García-Page de Castilla-La Mancha, quién, aunque ha aplazado su decisión, insiste en que dependerá del próximo congreso su situación personal; cómo se nota la herencia de Bono. Por cierto, las maniobras que está haciendo y hará Susana son propias de mala perdedora, pero sin duda se debe a que sabe que su poder ha quedado limitado a Andalucía y no termina de admitir que se ha quebrado definitivamente su salida a la escena nacional. Ahora parece que prefiere “descoser”.

Qué decir de la gestora. Que, afortunadamente, le quedan días. Esa es la mejor noticia. Nunca había visto, en ningún partido político, una dirección que se hubiera escorado tanto hacia uno de los candidatos (candidata) con tanto entusiasmo, empeño, desvergüenza y poco tino.

De los traidores, podríamos hablar de Patxi López que ahora vuelve al No es No, cuando estuvo con Sánchez y al final se abstuvo, facilitando la presidencia a Rajoy. Sin embargo, el hecho de haberse quedado entre los otros dos candidatos, le ha dado la posibilidad de obtener algún puestecillo de importancia, a cambio de su apoyo en el próximo congreso. Caso aparte es el de Antonio Hernando quien, en un filibusterismo único, fue capaz de defender ideas contrarias y se paseó en el Congreso de los diputados, como portavoz, tanto con Sánchez como con la gestora. Un caso que le ha obligado a dimitir, ante el anunciado cese que le había anticipado Sánchez. Otro escollo menos.

En fin, un nuevo PSOE parece ponerse en marcha. Esperemos que las interferencias a la voluntad de la militancia no vuelvan a producirse y que de verdad, como parece defender su nuevo líder, se alinee en la izquierda, algo imposible si hubiera ganado Susana con sus momias, sus barones, la gestora y los traidores. Al menos queda un hálito de esperanza. Ojala que cumplan su objetivo y junto a Unidos Podemos sean capaces de desbancar del poder al partido más dañino y corrupto que se conoce.

Salud y República

21 mayo 2017

En el PSOE ha ganado la militancia

No soy del PSOE, pero estoy contento. No es que espere mucho de Pedro Sánchez, pero desde luego es positivo que Susana Díaz no haya ganado. La han batido por goleada. Y eso se debe a un principio democrático, los militantes han ganado a las momias de otros tiempos y a los barones y a la dirección de hoy, que con descaro y desvergüenza han apoyado a Susana Díaz.

Ver cómo pierden los poderosos es siempre un gusto. Y la poderosa era Susana Díaz. De Pachi mejor no hablar, simplemente recordar que cuando ha tenido puestos institucionales de importancia ha sido con el apoyo del PP.

Hoy Pedro Sánchez –tendrá que demostrarlo— ha representado al ala izquierdista del PSOE. La derrota ha sido para los González, Guerra, Rubalcaba y demás momias decimonónicas. Ha ganado el NO es NO.

¿Dónde están todos esos que han defendido a Susana y para ello han llegado a vejar a Pedro Sánchez? Los mismos que han dado la presidencia del gobierno al partido corrupto.

Hablo del alcalde de Vigo, que no tenía duda de que iba a ganar su lideresa y despreciaba a Sánchez, o del presidente de Aragón, ese individuo que ha insultado a Pedro Sánchez y que le ha infravalorado hasta el infinito. Y qué decir de García Paje que ha llegado a amenazar con irse si no ganaba Susana. Ya verán como no se va, todo pose y chantaje.

Debe joder bastante que en Extremadura, en el País Valenciano o en Castilla La Mancha haya ganado Pedro Sánchez, a pesar de que los secretarios generales del PSOE de esas comunidades, a la vez presidentes de las mismas, hayan abiertamente defendido a Susana Díaz. Por cierto, una mención especial a esa triste gestora que ha actuado como nunca debe hacerlo una dirección, apoyando descaradamente a uno de los candidatos, que además ha perdido. ¿Qué esperan para largarse?

Y el papelón de González ¿qué? Claro que éste ya está chocho y más derechizado que nunca. En fin, parece, todavía no son oficiales los datos definitivos, que Sánchez ha ganado en todas las CC.AA. menos en Euskadi –bastión de López— y Andalucía.

Los prebostes obsoletos, los barones susaneros y la gestora han probado el polvo, y es que no se lo creen, ellos que se piensan que son el PSOE (todo lo demás simple añadidura), han visto cómo los militantes les han aplastado. Por cierto un recuerdo in memoriam a uno de los grandes traidores: Antonio Hernando, que pasará a mejor vida política.

Los militantes han hecho valer su deseo y han castigado a los que hicieron dimitir a Sánchez, demostrando que el precio de saltarse a las bases es la derrota y avisando de que lo que ocurrió en Octubre pasado no puede volver a pasar.

Son necesarios cambios en el PSOE, que no pueden esperar. Y que se vayan preparando los barones sabihondos que tanto han atacado a Sánchez y que han perdido en sus comunidades.

Esperemos que Sánchez, sin dar tumbos, incline a su partido hacia la izquierda y se alíe con Unidos Podemos para echar a Rajoy y su partido corrupto del gobierno del país.


Salud y República

20 mayo 2017

Rajoy comparecerá ante la Justicia en plasma, a finales de julio, por razones económicas

¡Ideal! ¡Mejor imposible! ¿Qué decir de la fecha? El 26 y 27 de julio son días magníficos para estar de vacaciones. Así que desde la playa o la montaña, o incluso desde algún lugar en el extranjero, habrá que estar atentos a lo que dice el gran capo, nuestro padrino pepero.

Y es que es difícil que cada vez que hablan no nos tomen el pelo. Lo del PP es de traca. Dicen que el pobre presidente no tiene fecha para comparecer otros días. Está muy atareado. Su agenda internacional –recordemos el prestigio que D. Mariano tiene en las altas instituciones mundiales— le ocupa día a día hasta finales de julio. Su consejo es imprescindible, así lo consideran los mandamases de todos los países.

Pero lo que es de coña, de tomadura de pelo, son las razones que dan para no asistir y pedir comparecer por plasma. Podía haber decidido asistir a la Audiencia Nacional, que es lo que hacen los simples ciudadanos –claro que en el caso de Rajoy es difícil clasificarlo como tal--, o podía haber decidido que se desplazara el tribunal y los actores de la causa a Moncloa, pero claro eso sería un bochorno, al verse interrogado en la casa del primer mandatario del país.


Pues bien, la razón que da el presidente es que son cuestiones de seguridad. Su seguridad costaría grandes recursos al erario público. O sea, conducirle hasta la Audiencia en coche escoltado (por cierto, como va siempre) y marcarle el camino con fuerzas del orden público es muy caro. Para troncharse si no fuera por que es serio.

¿Cómo pueden desde Moncloa mofarse de esta manera de los ciudadanos? Ahora resulta que el dispendio que supone el traslado de Rajoy a San Fernando de Henares (16 Km), o los actores de la causa a Moncloa, es un gasto que no se puede asumir. ¿De qué hablamos?

¿Estos peperos sabe cuántos millones de euros están robando sus colegas corruptos en las causas abiertas? Además, es de suponer que el coste de escolta y seguridad del presidente del gobierno es algo ya previsto, vaya donde vaya, y supongo que su cuantía no desviará el déficit anual.

En fin, cada día es más necesario que esta banda criminal se vaya por el bien de todos. Mienten, juegan con ventaja, corrompen las instituciones y se forran con el dinero público.

Ahora resulta que el problema es económico. ¡Vaya cara dura! Está claro que lo que no quiere es enfrentarse con una foto poco agradable, donde haya gente que le increpe como ha pasado con otros actores de la corrupción. Esa es la razón.

Y luego dirán que no hay motivos para una moción de censura. Ahí quedan los que directamente como Ciudadanos –que lo demuestra a cada momento— o indirectamente como el PSOE –que inventa excusas— acordaron aliarse para que Rajoy fuera presidente y ahora lo seguirán manteniendo.

Salud y República

16 mayo 2017

¿Quién perdió el debate del PSOE?

Nada nuevo bajo el sol. No hubo sorpresas en el debate. Los dos grandes se atacaron y demostraron la división del partido, y el del centro se apuntó a mantenerse en su sitio, con ciertos apoyos a la presi andaluza. Hay todo tipo de opiniones sobre quién ha sido el vencedor. Inútil, difícil que este debate haya decidido nada. Las espadas siguen en alto.

Sin embargo, sí que hay algo sobre lo que casi nadie habla y que es necesario sacar a relucir. ¿Quién ha perdido? Ahí sí que hay un perdedor claro: la dirección del PSOE. Esa dirección provisional que ha actuado con totalitarismo desde el primer momento y que se ha inclinado totalmente al lado de Susana Díaz, esa gestora que en ningún caso ha tratado de unificar, como era su obligación, sino de tratar de servir a su reinona. Esa dirección es quien ha perdido el debate y quien ha puesto en dificultad a su partido.

Ha sido la dirección actual la que se cargó a Pedro Sánchez –recordemos que fue elegido por los militantes--, la misma que ha dado la presidencia del gobierno a Rajoy con su abstención, a pesar de que en la campaña electoral el ‘No es No’ era el paradigma, la misma que ha jugado sucio, una gestora que no está siendo neutral, que ha ayudado, junto a los barones y antiguos dirigentes, a colocar en el trono a su amada lideresa. La que ha creado las condiciones de una confrontación irreversible.

Una dirección dirigida por un líder gris y tristón que no ha hecho sino seguir leyendo el guión que le preparó su presidenta andaluza. Ahí sí que ha quedado claro quién ha perdido, y no sólo el debate, también el rumbo. Porque era quien debería haber trabajado y luchado por coser (ese verbo que tanto le gusta a Susana Díaz) y sin embargo se ha dedicado a postular a su candidata y a actuar con un sectarismo impropio de una dirección de un partido.

De la crisis socialista seguramente hay muchos que tienen culpa, pero quién claramente ha fracasado por no conseguir –ni siquiera lo ha intentado— aunar las distintas voces ha sido esta gestora traidora que ha demostrado cómo no se debe actuar. Lamentablemente ha sido ayudada por grandes barones y por antiguos dirigentes que no han querido que el PSOE cambie de rumbo, y que ha entendido que defender a Susana Díaz era seguir ayudando a ese bipartidismo que tantos réditos ha dado a su partido, por encima de mantener una ideología de izquierdas. La misma que está apoyando la Gran Coalición para que no cambie nada y poder seguir perpetuando sus propios beneficios, como las puertas giratorias, los cargos institucionales o sus influencias internacionales.

Por cierto, es verdad que Sánchez perdió seis puntos en las elecciones generales, pero presumir de que Susana Díaz ha ganado las elecciones en Andalucía –lo que es cierto--, cuando lo ha hecho perdiendo cuatro puntos y dejándose 460.000 votos en el camino, no deja de ser: ver la paja en el ojo ajeno y no la viga en el suyo.

Sin duda, la responsabilidad mayor de una fractura predecible es la de esa gestora que ha antepuesto su espíritu sectario a su obligación: la neutralidad.


Salud y República

11 mayo 2017

Rajoy: “El plasma soy yo”

Pues sí. He escrito plasma, aunque podría haber escrito plasta. Pero no, en esta ocasión hablo del amor que el presidente del gobierno tiene a comparecer por plasma, ese método que ha utilizado en varias ocasiones desde 2013 y que le permite vacilar al personal sin estar presente.

Para empezar, la buena educación dice que un personaje de tamaña importancia debería comparecer presencialmente siempre. Pero claro, hasta la educación pepera es distinta y tiene sus matices, que se lo cuenten a algunos de sus adláteres como Rafa Hernando o Pablo Casado, entre otros.

Tanto le ha gustado el plasma que se identifica con él, y ayer el Partido Popular ha decidido pedir a la Audiencia Nacional que la comparecencia pendiente de Rajoy por la Gürtel sea en plasma. Su forma preferida, la que domina.


Sí, porque podrán dar excusas, que si su agenda (¡pobrecillo!, no tiene tiempo. A ver si le quieren quitar de leer el Marca para ir a declarar, ¡sólo faltaba!), que si su seguridad (como si asistir a la Audiencia Nacional fuera muy peligroso). También hablan de posible alteración del orden público. Vamos que están cagados, pensando lo que ocurrió con la entrada de Rato o de otros prebostes del PP, donde la gente les llamó de todo, menos bonito.

Pero claro, eso al presidente del gobierno no se le puede hacer. Él está por encima de todo y todos, sólo faltaba que cuatro perroflautas le increpasen a la entrada o la salida. Eso se queda para los demás. Él tiene inmunidad e impunidad. ¡Sólo faltaba!

Decían que las intervenciones de plasma que ha tenido desde 2013, se debían a que no soporta a los periodistas. Pero ahora, está claro que tampoco soporta a los jueces, al menos a los que él no maneja. No hay nada como el plasma, y si la cosa se pone fea, falla la corriente y plas, se acabó. Además tiene grandes ventajas, las posibilidades de intercambiar documentos y pruebas queda anulada y siempre puede, como ha hecho en otras ocasiones, colocarse delante de un póster del PP y hacer publicidad gratuita.

La afición de Rajoy al plasma es única. Hasta que llegó, ningún presidente había utilizado esa técnica para zafarse de los medios de comunicación y de la Justicia. Claro que hasta ahora tampoco ningún presidente del gobierno había sido citado para declarar en la Audiencia Nacional.

Y eso que se le había dado la posibilidad de que jueces, acusadores y defensores, con el fin de evitar que fuera a la AN, se desplazaran a su despacho. Pero no, el presi ha decidido que lo suyo es el plasma, y que no quiere dar la jeta, no vaya a ser que se la partan.

Tanto es así que lleva una semana despertándose –según comentan sus allegados— con un grito de guerra que asusta en Moncloa: “El plasma soy yo” Y para entrenarse desayuna en su habitación, mientras que el resto de su familia lo hace en el comedor, contemplando al gran amado capo, eso sí, por plasma.

Salud y República

09 mayo 2017

Los González, los Pujol y los Soprano, primos hermanos

Ahí están, las mafias familiares en España están de moda. Y si no que se lo digan a los Pujol y a los González, donde la implicación de casi todos los miembros de sus familias es algo indiscutible.

Todos sabíamos que González olía mal. Que lo de las bolsas llenas de …  en Barranquilla, que lo de su ático en Marbella o lo de la gestapillo, incluso mosqueaban cosas del Canal, pero lo que no llegábamos a intuir era que la familia, casi en pleno, se había convertido en una mafia cuyo objetivo era enriquecerse hasta la saciedad, cayera quien cayera y con una pretendida impunidad propia de un pepero de pro. Otro caso más del partido del gobierno, de eso que dicen que son casos aislados.

Bueno pues ahí tienen ustedes a Ignacio González y su hermano Pablo en Soto del Real, y a su esposa y a su cuñado imputados. Por cierto, parece que la otra hermana que falta, que es diputada y portavoz adjunta del PP en la asamblea de Madrid, está a punto de ser investigada también. Un clan familiar que actúa como la mafia, donde el padrino es Ignacio González.

Y es de notar algo sorprendente. Como he anunciado en el párrafo anterior tanto Nacho como Pablo González están en Soto del Real, pero además en la misma celda. ¡Magnífico! Es algo incomprensible. Salvo que se les ponga juntos con el fin de que preparen una defensa precisa y única para los dos, y además planifiquen su futuro, quien sabe si para seguir actuando criminalmente. Es incomprensible la decisión de Instituciones Penitenciarias. Resulta que cuando de presos de ETA o de clanes u organizaciones criminales se trataba, siempre se ha dicho que lo mejor era separarles para que no pudieran confabular contra el Estado y, sin embargo, en este caso se hace lo contrario. ¿Hay quién lo entienda?

Y qué decir de los Pujol. Un matrimonio con siete hijos y sólo se salva uno de ellos. Los demás están siendo investigados y se habla de que han movido entre 3000 y 5000 millones en paraísos fiscales. Un tipo como el “molt honorable president de la Generalitat” y su familia han formado una mafia cuyo objetivo ha sido forrarse a millones. Y todo ellos bajo el auspicio de Marta Ferrusola que --cómo hemos sabido por un escrito suyo, era la madre superiora de Cataluña— actuaba dando órdenes al banco, como la reina madre, como “la madrina”, donde su marido ponía el nombre y su hijo mayor era el depositario de los efectivos familiares robados.

En fin, parece que se está poniendo de moda las sagas familiares criminales, ya había antes algunos ejemplos menores como el de los Cotino en la Comunidad Valenciana o el de los Baltar en Ourense, pero lo que ahora se está conociendo bate récords históricos, aunque siempre, en este país, estamos dispuestos a superarnos.

Suma y sigue. La impunidad ha campado por sus lares y la conexión criminal político-empresarial ha llegado a extremos alarmantes. Y quién sabe qué nos espera mañana. La utilización de la política para beneficio propio se ha convertido en algo bastante corriente.

Y aquí lo dejo. Podría seguir, pero el miedo es libre y no quiero despertarme mañana al lado de una cabeza de caballo.

Salud y República

04 mayo 2017

Y Rajoy habla euskera en la intimidad

Me lo temía. Un presidente que no tiene ni idea de inglés y que habla un castellano rotundo del siglo XVIII, rimbombante, atolondrado y siseante, es capaz de hablar un idioma tan difícil como el euskera. ¿Quién lo iba a decir?

Mucho estado centralista pero a los peperos las lenguas autonómicas se les da de miedo. Aznar, en su momento, habló catalán. Hoy, Rajoy ha hablado euskera. Eso sí, a precio de oro y con cuenta a los presupuestos del Estado, o sea pagado por todos los españoles. Así cualquiera.

Este partido. que se ha entregado a un intercambio típico de mercadillo de tercera, ha conseguido comprar votos y así mejorar a los que más tienen a costa de las comunidades más pobres. Eso es lo suyo. A pesar de sus principios --ese rechazo que siempre han demostrado hacia las comunidades históricas, a las que siempre han repelido, y en las que nunca han conseguido hincar el diente de los votos--, no ha tenido el menor reparo de comprar su voluntad. Por cierto, valga también a la inversa. Ese PNV que tanto ha estado criticando al PP, hoy, con el bolsillo lleno habla de estabilidad y de oportunidad. Más bien habría que hablar de oportunismo barriobajero.

Los cinco votos del PNV nos van a salir a todos los demás por un pico. Tanto hablar de que defienden la igualdad entre todos los españoles y resulta que les importa un pito, y lo que hacen es aumentar la desigualdad a costa del erario público.

Si ya el concierto vasco es, de por sí, discriminatorio en relación con el resto de comunidades, ahora resulta que el cupo que pagan, que les era muy favorable, se quedará en una propina, porque al parecer la cuota baja a la mitad. Si antes era discutible, ahora es algo muy injusto. De un cupo de unos 1600 millones que debería entregar Euskadi a la Administración Central, la cosa se va a quedar en unos 800.

La comunidad más rica del Estado, la vasca, mañana lo será más a costa del dinero que podría ir a otras más pobres, como Canarias, Extremadura, Galicia o Andalucía. Pero claro, hay que aprobar el presupuesto y ayudar a los más ricos. Por otra parte, nada anormal, es lo que vienen haciendo en todos los estamentos. De ahí que las desigualdades, en cualquier instancia, hayan aumentado hasta límites inaguantables, y, al parecer, lo que te rondaré morena.

Claro que esto no es romper España, es simplemente hacerla añicos. Aquí no pasa nada, si alguna otra Comunidad se ha atrevido a pedir más para poder desarrollar sus competencias, se la ha tratado de insolidaria, de egoísta. Pero claro si se trata, de Euskadi hoy, se trata de un ejercicio de responsabilidad y de dar estabilidad. ¡Vaya jeta!, por ambas partes.

Del PP, qué más decir, todo ha quedado aclarado. Ciudadanos, que tan reacio se ha mostrado siempre al cupo vasco, tendría que explicar por qué traga cuando el problema se agudiza. Pero no hay problema, ellos están para lo que están. Ni quitan ni ponen rey, pero ayudan a Rajoy.

Al PSOE que insiste en hacerse el digno y critica los presupuestos, habría que recordarle que Rajoy es presidente por su abstención y que además se van a aprobar los presupuestos con el voto de uno de los suyos, Pedro Quevedo, que aunque sea de Nueva Canarias se ha presentado en su lista. Y no vale aquello de que no es del PSOE. Porque, ¿qué dirían si alguien de Compromís, de Izquierda Unida o de En Marea votara diferente a Unidos Podemos en algo tan importante como los presupuestos?

Basta ya de mentiras. El PP ha conseguido aumentar la gran coalición. A su partido, más Ciudadanos y el PSOE, acaba de añadir al PNV.

¿Alguien tiene algo que decir sobre la corrupción y la desigualdad? ¡Ah! Que eso no es importante. Que eso no toca. Lo importante es la estabilidad (de la corrupción y la desigualdad). Y la moda: hablar Euskera en la intimidad.

Salud y República

30 abril 2017

Contra la corrupción: Moción de censura

La moción de censura es una medida que legalmente se puede tomar cuando se cumplen los preceptos necesarios. Así lo dice la Constitución en su artículo 113. Basta que la presente un 10% de los diputados (35) y que se presente con un candidato a presidente de gobierno que defenderá un programa determinado.

Basta con que la haya anunciado –todavía no se ha presentado, puesto que la tienen que aprobar las bases— Unidos Podemos para que muchos medios y todos los grupos políticos salten como leones contra esta iniciativa, como si el problema fuera esta moción y no las causas por la que se presenta: Corrupción económica e institucional en un grado que merece una respuesta ética fuerte.

La pretensión de Unidos Podemos no es ganarla. Recordemos que en 1980 Felipe González, perdiendo una moción de censura contra Suárez, dio el primer paso para barrer en las elecciones de 1982. La moción de censura puede tener otros objetivos: uno es denunciar claramente una situación de corrupción y de putrefacción de las instituciones, donde cada uno de los partidos de la cámara baja deben fijar sus posiciones, y otra es exponer un programa donde se den soluciones a los graves problemas que la han provocado.

Bueno, pues ahora que se ha anunciado, los distintos partidos ya se han levantado en armas contra una iniciativa que debería ser apoyada por una simple cuestión ética, en la forma en que se pusieran de acuerdo. Está claro que, se pongan como se pongan, la idea de mantener a Rajoy, por distintas cuestiones, y a su gobierno, es un objetivo básico de la gran coalición que forman PP, Ciudadanos y PSOE.

El PP la ha tildado de broma, de juego de niños y el propio Rajoy, ya saben esa gracia tan peculiar que tiene y que le podría dar el apodo de Gran Rey de la Comedia, ha ironizado lacónicamente, eso sí, manteniendo su apoyo a los ministros implicados y sin tomar las medidas necesarias para que cada día no nos despertemos con nuevos casos de corrupción de su partido.

Ciudadanos, ya saben. Es lo que tiene querer medrar en la derecha. Tienen que cuidar de su capo. Pueden denunciar algunas cosillas, pero no ir más allá. Ellos están por la estabilidad (naturalmente les importa un carajo la estabilidad del país, se refieren a la estabilidad de D. Mariano). De hecho, de los acuerdos que tienen con el PP, sólo cumplen los puntos que no dejen con el culo al aire a sus socios peperos. Mucho ruido y pocas nueces, más bien ninguna.


Del PSOE qué decir. Esta gestora que rige al partido y que defiende sin ambages a la candidata Susana, no quiere problemas. En primer lugar, dicen que Unidos Podemos ha jugado sucio, porque les ha pillado con el pie cambiado y sin líder. Como si no fuera su culpa. Cuando desde la mayoría de las instancias (así lo afirmaron López, Sánchez y muchos cargos institucionales) se ha criticado que era demasiado tiempo sin liderazgo definitivo y ellos no han hecho ni caso. De hecho muchos hablaban de primarias y congreso antes de abril. Han preferido ganar tiempo para que la lideresa andaluza pudiera ir ganando terreno a sus contrincantes. Al fin y al cabo, ya habían dado el paso de dejar vía libre a Rajoy en la investidura, habiéndose convertido en el tercer brazo de la gran coalición.

Están en otra cuestión. El apoyo a los presupuestos de Rajoy. Ciudadanos de forma obscena y decidida, el PSOE disimulando. Ambos preparan con ahínco el apoyo a los presupuestos del PP. Ahí no faltarán ni los muchachos de Ciudadanos, ni el diputado canario de Nueva Canarias que se ha presentado con el PSOE, y que será quién dará el sí a los presupuestos de Rajoy, con el beneplácito socialista.

De hecho, ahí queda la última demostración. El PSOE y Ciudadanos, junto al PP han impedido que Rajoy comparezca en el pleno del Congreso por la corrupción. Y lo han hecho de una forma absolutamente inusual, desde la Mesa del Congreso que no ha admitido a trámite la petición de Unidos Podemos. Hasta ahora la mesa del congreso se ocupaba de que las iniciativas estuvieran correctamente formuladas y era luego la Junta de Portavoces quien tomaba la decisión final. De esta forma han evitado que se airee su negativa. Escondidos detrás de la Mesa del Congreso han impedido que Rajoy comparezca. Así es cómo denuestan la corrupción.

Y luego se quejan de que Unidos Podemos pretenda una moción de censura contra los reyes de la corrupción, por imperativo ético. ¡Ver para creer! ¡Todo muy coherente!

Salud y República

28 abril 2017

“El éxito pepero del paro”: Otra mentira

Es falso decir que el éxito pepero, según sus propias palabras, está basado en el avance económico, en concreto, en el éxito de la lucha contra el paro. Eso es lo que repiten hasta la saciedad.

Bueno, pues para poder saber que ha ocurrido con el mercado laboral, cuál es el verdadero resultado, hay que leer más allá de los titulares, porque los titulares siempre esconden letra pequeña, que a veces es más importante y habla de lo que se quiere ocultar.

Así es que, para poder saber cuál ha sido la evolución real del paro, podemos comparar el primer trimestre de este año –acaba de salir la E.P.A. (Encuesta de la Población Activa) de este periodo— con los datos de 2011, último año de Zapatero en el gobierno, cuando la crisis era más aguda. Y ahí van los datos.

Es verdad que en el primer trimestre de este año hay 655.000 parados menos que en el mismo periodo de 2011, pero quedarse con este dato da una impresión falaz de la evolución del mercado laboral.

Porque hay que profundizar para ver la evolución real del paro. Una medida más eficaz para observar si hay más trabajo hoy que hace seis años es mirar el número de horas trabajadas en los dos periodos. En 2011 las horas trabajadas eran 657 millones por semana; en 2017, 610 millones. O sea que hace seis años el mercado laboral era mayor que hoy.

Por otro lado, hoy trabajan en España 18.438.000 personas, en 2011 eran 18.426.000, o sea 12.000 personas más, después de seis años de sacrificios, esfuerzos y, según el PP, éxitos económicos. Han conseguido que haya 12.000 trabajadores más y que además –por no hablar de la precariedad superior y de las condiciones peores--, trabajan menos horas por persona. Un fiasco total.

Queda por despejar una incógnita, porque si hay 655.000 parados menos que hace seis años, y resulta que los puestos netos de trabajo creado son 12.000, ¿qué ha pasado con la diferencia: 643.000? Simplemente que han desaparecido de las estadísticas. Las razones son claras, son personas que ya no buscan empleo, que ya no se apuntan al paro, que han fallecido, o que se han ido de España (se calcula que en estos seis años han emigrado cerca de 500.000 españoles al extranjero).

En fin, si después de estos datos se sigue diciendo que la evolución del paro en nuestro país ha sido un éxito, se hace por cuestiones interesadas. La realidad, como suele ocurrir en economía, no la dan las palabras sino los datos.

Así es que, no nos quedemos en los titulares, siempre con caracteres enormes y busquemos la letra pequeña. Ya sabemos que en este país no solemos leer la letra pequeña, quizá por eso hay tanta gente que se cree lo que dice el PP y piensa que la evolución del paro ha sido un éxito. ¡Mentira!, los datos hablan a gritos. Después de todos los sacrificios encontramos que hay menos horas de trabajo, medio millón más de trabajadores exilados y la miserable cifra de 12.000 trabajadores más en activo con peores contratos y trabajando menos tiempo. Y todo esto con lo que ha llovido.

Y si quieren, hablamos de corrupción, de separación de poderes, de utilización propia de las instituciones, de mafias, de ministros mentirosos, de presidentes que tienen que declarar. Y luego les votamos.

Salud y República

26 abril 2017

El Partido Popular es una banda criminal

Según la Convención de Palermo del año 2000: Una organización criminal es un grupo estructurado de dos o más personas que existe durante cierto tiempo y que actúa concertadamente con el propósito de cometer uno o más delitos tipificados.

Si analizamos esta definición podemos concluir que el Partido Popular es una organización criminal. En primer lugar porque es un grupo estructurado, con una jerarquía definida, sin duda nadie puede negar ya, que muchos de sus miembros han cometido delitos graves, claramente tipificados en el código penal, que los implicados son más de dos y que los han durante los últimos veinte años.

Por lo tanto debemos llamar a las cosas por su nombre, basta ya de eufemismos inútiles que tratan de esconder la verdad. Una organización donde se ha generado constantes delitos con tramas tan importantes como: El caso Bárcenas, la trama Gürtel, la trama Púnica, la trama Lezo, la trama del dinero negro utilizado como pago corriente y las otras tramas que han sido descubiertas, los últimos años, en Baleares, Valencia, Murcia y Madrid no deja lugar a ninguna duda. El Partido Popular es una banda criminal.

Si a todo ello añadimos que en ellas han participado además de los políticos peperos, empresarios, y que en algunos casos se han implicado, presuntamente, miembros del gobierno y del estamento judicial para beneficiarias, podemos concluir que estamos ante una organización más cercana al término mafia que a la de simple delincuencia.

Una organización (el PP) que tiene cerca de 900 imputados (entre ellos todos sus tesoreros nacionales de las últimas décadas), cuyos delitos cubren gran parte del territorio español, que ha ganado elecciones con presupuestos inflados de forma ilegal y que ha ocultado y defendido a los presuntos delincuentes hasta el límite máximo, es más que un partido político, es una banda criminal.

El caso de la operación Lezo es un claro ejemplo. Apenas empezado a investigar, ha dejado claro que, presuntamente, el capo de la mima –Ignacio González, hoy en la cárcel— se ha valido del gobierno, donde dos ministerios están directamente implicados –presuntamente--, Interior y Justicia, además del Fiscal General del Estado y del Fiscal Anticorrupción, con el fin de conocer pormenores de su caso y presionar para evitar que avanzara.

Entre todas las tramas de corrupción descubiertas –sin contar las que puedan surgir en adelante— nos han estafado cerca de 90.000 millones de euros al año (cifra avalada por la Cámara Nacional de Mercados y Competencia y varias universidades). Una cifra superior a todos los recortes que hemos sufrido en los últimos años. A cada español, la corrupción le cuesta 500 euros al año. No es ninguna broma.

Es hora de que paguen los traidores y devuelvan el dinero. Por cierto los traidores no son los que quieren hacer un referéndum en Cataluña, ni los que se manifiestan y rodean el Congreso. Tampoco lo son los que hacen huelgas para defenderse. Los traidores tienen nombre y apellidos y muchos están o estaban (cuando han cometido el delito, los echan o se van) en el Partido Popular. Eso sí, avalados por millones de españoles que, a sabiendas, votan a los corruptos y se convierten en sus acólitos, y en cómplices morales de sus delitos.

Salud y República

24 abril 2017

Otro Año Mariano de la corrupción

El líder, el gran capo de la banda, no sabe qué hacer, no sabe qué pensar. Vaya diez días que lleva. Y lo que le queda. Este año tampoco lo va a pasar muy bien. En menos de cuatro meses se han despertado las bestias de la corrupción –los sapos que diría Espe, la llorona— y parece que esto no va a tener fin.

Es lo que tiene no limpiar su propia casa. Queda polvo por todos los rincones y no basta con agua, hay que emplear lejía a fondo y cambiar los enseres y muebles que huelen fatal. Génova 13 es un sumidero donde durante muchos años han habitado alimañas.

Este año la cosa empezó con la condena de la Gürtel, donde los cabecillas, incluido el ex pepero Pablo Crespo, fueron condenados a trece años de prisión. Después vino la condena del “autor del milagro español”, Rato, al que le han caído cuatro años por las tarjetas black, y eso que le esperan casos judiciales mucho más serios.

Mientras, D. Mariano, aquel que vio en la Gürtel una trama contra el PP –hay que tener jeta--, ponía buena cara e iba saliendo como podía y con su táctica habitual: No hacer declaraciones, sonrisa forzada, ya no son del PP y su fe en la Justicia. 

Y de paso dando consejo en el congreso de las NN.GG., donde, con todo el descaro mundial, aconsejaba a los jóvenes leones que se portaran bien. ¡Vaya huevos!

Luego, siguió el baile. Ya sin apoyo parlamentario suficiente tuvo que tragar y aceptar una comisión de investigación sobre la financiación del PP. A la fuerza, con todos los grupos en contra, no le quedó más remedio.

Y llegó abril, el mes más maldito para el gran capo. Primero ha sido la Púnica, en su sucursal de Murcia. Allí después de aguantar lo que pudieron, Pedro Antonio Sánchez, presidente de la comunidad murciana, con dos imputaciones, tuvo que dimitir.

Para colmo, la Audiencia Nacional cita a Rajoy como testigo. Algo insólito y sin precedentes. Un presidente del gobierno en activo llamado a declarar por un juez. Aquí perdieron los papeles los segundones abrazafarolas del gran capo, y ellos que siempre habían tratado de mantener las formas con la Justicia, acusaron a la misma de ser parcial. Maillo, Cospedal o Hernando, entre otros, estallaron. Fue Rajoy, quien en un acto de hipocresía angelical despacho el hecho con normalidad y con buenas formas.

Por último –hasta hoy, quién sabe mañana qué pasará--, se destapó el caso Lezo, con más de veinte imputados, con Ignacio González investigado por un desfalco continuado que puede pasar de los cien millones de euros. Ex presidente de la C.A.M, mano derecha de Espe Aguirre, el tal González hoy vive a la sombra en Soto del Real, mientras que su jefa está la pobre llorando y desconsolada, porque ‘a sus espaldas’ le han traicionado, y en la cloaca que ha gobernado no caben ya más ranas.

Todo ello muy aliñado con sospechas partidistas fundadas sobre el fiscal general y el fiscal anticorrupción –ambos afines al PP— y con visitas del hermano del tal González al número dos del ministerio del Interior para pedir árnica e informarse de las investigaciones en curso.

En fin, un gobierno ejemplar apoyado en un partido ejemplar que sufre y lucha por España mientras que muchos ciudadanos, los medios de comunicación y los jueces inventan tramas mafiosas para atacarles. Menos mal que cuentan con sus acólitos, sus votantes, capaces de entender que también robando se hace marca España (en Suiza).

Salud y República

P.D. Como se esperaba, rodeada de ranas y perfumada por un hedor irresistible, Espe Aguirre acaba de dimitir

21 abril 2017

Adiós Carmen, adiós. Siempre en mi memoria

Me he enterado tarde. Hace quince días murió Carmen Arrojo. Javi me lo dijo anteayer. Dolor, tristeza y mucho cabreo. Eso me produjo saber que otra mujer republicana, represaliada por el franquismo, se nos ha marchado. La Memoria Histórica viva se está quedando vacía, enterrada por los sepultureros que se empeñan en que el olvido es el remedio a ese crimen atroz que representó una de las dictaduras más sanguinarias y duraderas del siglo XIX.

A sus 98 años, después de una vida de lucha, ha caído esta mujer defensora de las ideas republicanas frente al fascismo. Y lo más grave, es que se ha ido sin la reparación merecida, sin el reconocimiento de un Estado cobarde o ‘victorioso’, olvidada por las instituciones de este país desmemoriado de forma interesada.


Quieren que los estragos, el genocidio franquista lo borre el tiempo, y Carmen hasta su último día lucho porque esto no ocurriera. A pesar de su edad, de su historia personal, nunca olvidó quién era, sus valores, su historia. Alegre, siempre alegre, Carmen contaba los episodios negros que la hizo vivir el franquismo con alegría, con gracia, pero también con redaños.

Yo la conocí en uno de los homenajes que la dieron hace unos años. Guapa, dicharachera, castiza y ocurrente, era un primor, una mujer única. Siempre con sus recuerdos pero también con sus deseos de reconocimiento.

De su vida poco voy a decir, es una delicia leer su autobiografía: “Lo que no se debe perder”. Y aquí Javier Larrauri ha resumido muy bien su semblanza. Todo su afán fue ayudar a la República, lo que pagó después con la cárcel. Carmen, junto a otras mujeres –entre ellas, otra Carmen, mi madre--, fue compañera de las Trece Rosas y como ellas su mayor delito fue haber pertenecido a las Juventudes Socialistas Unificadas: ser rojas. Por ello, muchas murieron y otras quedaron marcadas para siempre.

Su novio, Eugenio, fue fusilado por los franquistas, lo que la dejó viuda antes de casarse, para toda la vida. Durante la dictadura se vio obligada a esconder su pasado para poder sobrevivir y evitar más represalias.

Qué tristeza pensar que se están yendo nuestras mujeres y hombres republicanos, aquellos que lucharon por mantener la libertad y los valores democráticos, y que lo hacen sin que se les haya dignificado, se les haya reconocido. Su gran lucha no ha tenido los frutos esperados, pero los tendrá. Más temprano que tarde tiene que llegar el día en que las víctimas franquistas, al igual que lo son, las víctimas de otros terrorismos, tengan una reparación y un hueco en la historia oficial.

¿Alguien puede explicarme por qué a las víctimas franquistas no se las considera víctimas del terrorismo? Creo que la única razón es que los gobiernos desde la transición, unos por cobardía (el PSOE) y otros por considerarlas enemigas (el PP), se han ocupado sólo de las víctimas que han creído que les podían dar votos, las de ETA. Una discriminación sin sentido, porque tanto unas como otras son víctimas de un terrorismo desalmado, bien de banda armada o bien de Estado terrorista. Esa es la primera reivindicación que deberían haber atendido.

Estos peperos no pierden el tiempo en ‘pequeñeces’, ellos tienen sus prioridades: robar, continuar con los recortes, crear desigualdad, beneficiar a los poderosos, perpetuar prebendas, doparse en las elecciones y olvidar esa Memoria Histórica, despreciable para ellos. No pidamos peras al olmo, sólo la presión puede obligarles a cumplir con su obligación, aunque sea en contra de su voluntad.

Gracias, de nuevo, a Carmen y a todas las víctimas que han sido capaces de llenar la verdadera historia de España, esa que el PP quiere dejar en blanco, cuando no manipularla. En eso contarán con el apoyo de muchos de nosotros que, por encima de instituciones olvidadizas y de partidos políticos interesados en que pasemos página, estaremos siempre luchando para que nuestros héroes y heroínas puedan encontrar la Verdad, la Justicia y la Reparación que hoy les siguen negando, injustamente.

Ha sido un placer haber podido conocer a Carmen Arrojo, mujer cuyo apellido la define. Su recuerdo no nos fallará. Una de esas mujeres a la que les tocó vivir momentos difíciles y que supo comportarse con dignidad ejemplar. Esa dignidad que tanta falta hace en las altas esferas del poder.

Salud y República

P.D. Es muy recomendable, para quien no lo haya visto, el documental: Mujeres Republicanas, de Javi Larrauri, donde Carmen Arrojo y otras mujeres republicanas cuentan sus historias.

19 abril 2017

Ignacio González, el último sapo de la ciénaga de Aguirre, detenido

Otra más. No hay quién lo pare. ¿Hasta cuándo seguirán los casos de corrupción del PP? ¿Qué hemos hecho para merecer a estos corruptos? Cuando llaman a Rajoy a testificar –ésta tampoco tiene desperdicio--, algo insólito, resulta que el muchacho del ático de Marbella a precio de saldo, el mismo implicado en un caso de espías, aquel de tenía bolsas llenas de… en Colombia, el que ha convertido en terrenos públicos del Canal de Isabel II en un campo de golf privado, ahora resulta que se ha descubierto que con el Canal ha hecho el agosto en Madrid y ha dejado un agujero de 60 millones de euros. 

Otro sapo de oro, otro correveidile de esta expresidenta pepera de Madrid que siempre ha defendido y ha dicho que la gestión de González ha sido irreprochable. Hoy no dice ni pío, calla ante la explosión de la corrupción que le sigue estallando en Madrid, durante su época presidencial.

¿Y de Espe, qué? Pues de Espe ná. Ella tan chulapa y retrechera, sin comerlo ni beberlo, está consiguiendo llenar su cloaca de sapos. Y eso que eran dos. ¡Pobrecilla! Ella no sabía nada. Todos la engañaban, y hasta parecía lista. Pues no, como le diría su ex-amiga, y todavía compañera de partido, Cristina Cifuentes, se hace la rubia. O sea, en lenguaje barriobajero, insultante, denigrante y lamentable, Cristina le diría que se hace la rubia (tonta), y así seguro que sale muy bien parada con los jueces. Hasta hoy, nadie todavía la ha imputado. Eso sí, en calidad de testigo, mañana, será interpelada por la Justicia. Veremos que se inventa la reina de las mamandurrias.

Por donde ha pasado Doña Espe ha dejado huellas corruptas. Pero la pobre es una víctima de su gente. Nunca supo nada. La traicionó hasta el Tato. Y llora en silencio, mientras que varios de sus colaboradores íntimos están en la cárcel, imputados o detenidos. Pero ella, a lo más que ha llegado es a aparcar un poco mal en la Gran Vía y a llevarse por delante a un guardia que estorbaba. Y porque lo grabaron en vídeo. Lo demás miel sobre hojuelas.

Todo forma parte del complot que los jueces, los otros partidos políticos, la guardia civil, la policía, los envidiosos, los perdedores, los villanos, los mediopensionistas y los monaguillos han montado, para acusar al PP de infundadas calumnias, y de falsas acusaciones. La verdad, con lo fácil que les parecía robar, y los pillan, no han tenido mucha suerte. Ahora resulta que la impunidad también ha sufrido recortes.

González siempre ha negado todo, con formas chulescas ha tratado de imponer sus mentiras, veremos qué dice ahora que le han pillado con las manos en la masa. Seguro que será todo parte del famoso complot. Al fin y al cabo sólo le acusan de ocho delitos:

·        Prevaricación
·        Organización criminal
·        Fraude
·        Falsificación documental
·        Malversación
·        Cohecho
·        Corrupción en los negocios
·        Blanqueo de dinero

Vamos, ‘casi nada lo del ojo y lo llevaba en la mano’. Pues eso, Aguirre está con sus dos manos, Granados y González, atadas, y con unos cuantos dedos cortados, y ahí la tienen, no ve motivos para dimitir de portavoz y concejala del ayuntamiento de Madrid. Hay que tener cara y desvergüenza. Esta es Espe Aguirre, la lideresa de la corrupción, por mucho que le pese. Más claro el Canal de Isabel II.

Salud y República

17 abril 2017

Rodrigo Rato: Como ministro un fistro, como ladrón un jabato

Ese que robó un rato. El que hace rato que tenía que estar en la cárcel, el que desempeñó sus funciones de vicepresidente del gobierno y director del FMI a ratos perdidos, mientras desarrollaba su labor importante: forrarse indignamente o robar ignominiosamente.

El siempre amado y bien ponderado y apodado: “Autor del milagro español” era un ladrón de guante blanco y de vergüenza negra, de cuello blanco y manos negras. Y eso que no hacía sino animar a la gente para que contribuyesen a Hacienda dentro de la ley, y criticaba a los que no lo hacían. Esto se llama hacer una autocrítica, lástima que entonces no supusiéramos que se refería a sí mismo.

Había que ver como defendían a D. Rodrigo, el Cid Campeón del PP, personajes de distinta calaña dentro de su partido, cuando se empezó a saber sobre sus actividades corruptas. Desde Rajoy o Aznar a Espe Aguirre, pasando por Cospedal, Javier Arenas y un sinfín de altos y bajos cargos del PP. Lo que hace suponer que, o bien les engañó a todos, o sabían lo que ocurría y callaban a saber por qué.

Y ahora callan. Porque este individuo de familia bien, rico de nacimiento y que tenía una herencia muy estimable –no me refiero solo a la pasta de las empresas de su familia, también a que su padre, claro ejemplo a seguir, estuvo en la cárcel por oscuros asuntos financieros--, resulta que siendo vicepresidente del gobierno y director-gerente del FMI, según la UCO, ya robaba, escondía millones en sociedades off-share de paraísos fiscales y creo empresas que se beneficiaron de las empresas que él mismo privatizó.

Habría que preguntarle a D. Mariano, por qué apoyó la entrada de Rato en Bankia, cuando sabía que salió a la fuerza del FMI –le habían descubierto, días antes de la dimisión, sus juegos de artificio financieros--. Pero claro, ahora es la hora de callar.

Ayer: el hombre del milagro español, hoy: el corrupto por excelencia. Ahora todos callan, sus amigos agachan la cabeza cuando les preguntan por él. Aquella defensa a ultranza se ha convertido en bochorno. Se ha hecho indefendible, y callan y atraviesan deprisa, y con desparpajo, la jungla de la corrupción de su mano como si fuera un paraje exótico.

Dicen que Cospedal mandó mantener la bandera española a media asta como conmemoración de la muerte de Jesucristo, esta Semana Santa. No lo creo, lo hizo en honor a la caída de su buen amado compañero Rodrigo.

Siempre dije que lo del “milagro español” había sido un espejismo. No hubo tal, hubo dos factores que provocaron que el PIB subiera y se disminuyera la deuda. Dos factores negativos que lo provocaron. Uno, la venta a precio basura de la mayoría de empresas públicas que quedaban, y dos, la ley del suelo nueva que fue la que en poco tiempo provocó esa burbuja inmobiliaria que tanto daño nos ha hecho.

Pues bien, si además de haber gobernado de forma soez y fácil, apuntalando nuestra futura crisis, resulta que ha terminado de hundir Bankia, que ha utilizado las tarjetas black, que ha alargado la agonía de los preferentistas, y que ejerciendo sus altos cargos políticos ha metido la mano para llenarse los bolsillos, ya me dirán qué tiene este tipejo de genio económico. Ha sido un desastre, un verdadero dislate para la economía española y además un ladrón que se aprovechó de sus cargos para enriquecerse más. Vamos, otro ejemplo pepero a seguir.

Salud y República

14 abril 2017

Hay que pasar página: ¡Viva la República!

El 14 de abril de 1931 se abrió un camino lleno de luces y esperanzas. Nunca antes el pueblo había festejado tanto un acontecimiento político. La llegada democrática de la República lleno de entusiasmo y regocijo las calles de España.

Esa República que tanto hizo en tan poco tiempo. Esa República, que cuidó a los más desfavorecidos, dio el voto a las mujeres y puso la educación como bandera, no tuvo una senda fácil.

Ahí estaban los Gil-Robles, los Primo de Rivera, los generales, el ejército –en su mayoría contrario a los valores republicanos--, la Iglesia Católica y las demás fuerzas vivas para poner obstáculos hasta que, vista la imposibilidad de ganar en las urnas el poder, prepararon y perpetraron un golpe de Estado. Un golpe militar que derribó al gobierno democrático y sumió a este país en nuestra historia más negra. El resultado, guerra civil, cientos de miles de muertos y de exiliados y una dictadura militar que hundió a este país en las alcantarillas del tercer mundo.

Hoy, recordamos con añoranza esos valores democráticos, laicos y progresistas que la República invocó y que cercenaron los grandes poderes reaccionarios.

Mientras que somos muchos los que recordamos con alegría lo que pudo ser un cambio definitivo en nuestro país, otros todavía siguen presumiendo de una victoria contra la democracia y de unos valores de desigualdad y opresión.

Por eso hay que reivindicar esa República que fue, por poco tiempo, y que pudo ser un cambio definitivo. Sin embargo, debemos recordar que son muchos los que todavía hoy, defienden aquel golpe de Estado, que costó un tributo que nos retrotrajo al siglo XIX. Y, sin ir más lejos, gente que hoy está en el Parlamento, muchos de ellos en el Partido Popular, quieren destruir el recuerdo de un régimen democrático ganado en las urnas.

Y, como parece desconocerse, hoy quiero denunciar públicamente que no sólo en el PP, también en C’s, por ejemplo, existe gente que defiende aquel golpe de Estado y que echa la culpa a la República de la guerra civil. Me refiero en concreto al portavoz en el Congreso de ese partido, Juan Carlos Girauta, quien escribió un libro aberrante y falaz donde la República es la culpable del golpe de Estado (La república de Azaña, prologado y ensalzado por el franquista Pío Moa). Ahí está, en un partido que se dice a sí mismo: moderno y progresista, y queriéndonos dar lecciones de democracia. ¡Así nos va!

Hoy es un día de celebración y de nostalgia. Recordamos lo que fue y lo que pudo haber sido. Sin embargo, nos queda la esperanza, a sabiendas de que el camino de nuestro futuro tiene que cruzarse, más temprano que tarde, con los valores de nuestra República y donde todos encontraremos un lugar bajo la III República.

Llevo más de la mitad de mi vida viviendo en Rivas Vaciamadrid, y estoy orgulloso de ser ripense. Un municipio que siempre ha tenido entre sus prioridades, además de la atención a sus vecinos, el mantenimiento de la Memoria Histórica, esa que nos quieren hacer olvidar. Y, para demostrarlo, en el ayuntamiento esta semana se ha enarbolada la bandera Republicana y, desde el partido que gobierna --Izquierda Unida-- se organizan actos donde se conmemoran los valores republicanos a la espera de la III República, que ya toca.  ¡Hay que pasar página!

Salud y República

12 abril 2017

Televisión Española es “la voz de su amo” del PP

Sigue dando muestras constantes de su sectarismo, de su falta de calidad, de su pérdida de audiencia. Nunca ningún partido había bajado tanto el prestigio de una televisión como lo ha hecho el PP con RTVE en los últimos tiempos. Sólo los tiempos de Urdaci y los de TeleMadrid y Canal Nou pueden competir con la indecente televisión pública en que la ha convertido el PP a RTVE.

A diario se producen casos de partidismo exacerbado. Sus telediarios están llenos de imprecisiones, olvidos, exageraciones, todo de forma deliberada y parcial, con claros intereses políticos y electorales.

Así, en el último Informe Semanal hablaron del caso de Pedro Antonio Sánchez y lo hicieron con un sectarismo descarado. Sólo hablaron de lo que piensa y dice el susodicho y su partido, lo trataron como si su imputación fuera una hipótesis y una injusticia y no hablaron con nadie de la oposición. ¡Ésta es la televisión pública que pagamos!

Los trabajadores de Televisión Española no hacen sino denunciar la manipulación informativa y la sumisión del telediario al Partido Popular. Sin embargo los disparates siguen y el sectarismo político es cada vez más notorio.

La última del presidente de RTVE –José Antonio Sánchez, antiguo director de TeleMadrid, donde demostró su parcialidad y subjetividad a favor del PP-- es otra más que se añade a su cuñadismo pepero. Ahora resulta que dice que el descubrimiento de América por España no fue una colonización sino una evangelización y que la conquista fue una acción civilizadora. ¡Hay que tener huevos! ¿Se puede ser más cantamañanas, mentiroso y nacional-sindicalista?

Este tipo no ha leído a Bartolomé de las Casas, por cierto español de esos tiempos, ni a Bernardino de Sahagún. Es lo que tiene ser ignorante y presidente de RTVE a la vez. Una persona sensata y medianamente culta no habría nunca dicho una mentira tan lamentable. Es verdad que juzgar hechos quinientos años después de que ocurrieron no es fácil, pero negar lo que ocurrió es estúpido. España actuó como lo hacen los países colonizadores, entrando a saco para exterminar al enemigo, o en su defecto cosificarlo y poder esclavizarlo para ponerlo a su servicio. Naturalmente, también se les obligó a cambiar sus creencias y se les impuso una nueva religión, eso sí, a la fuerza y por decreto.

Somos muchos los que recordamos la televisión española de hace seis años. Ya lo he repetido en varias ocasiones, si hay algo que Zapatero hizo bien, además de algunas conquistas sociales, fue hacer de la RTVE una institución digna, ecuánime, neutral y de todos. Pero eso no lo podía mantener el PP, este partido corrupto necesitaba, además de competir dopado con dinero negro, un altavoz público a su beneficio, y no tardó en cambiar las normas para la elección del presidente del Consejo y poder nombrarlo directamente sin consenso con otros partidos.

Ahora dicen que lo van a cambiar, y quieren volver a la fórmula antigua, justo cuando no tienen mayoría parlamentaria y pretenden mantener, con ayuda de C’s, el control de la televisión pública.

Es triste y deleznable utilizar un medio público, pagado con dinero de todos, en beneficio de un partido, pero claro, ya estamos acostumbrados. Son muchos los contratos económicos realizados por instituciones peperas, en toda España, donde se contribuye a engordar a su partido a costa del precio inflado de los mismos, que naturalmente pagamos todos. Lo grave no es sólo el hecho corrupto, lo grave es que además esto lo aplaude más del 30% del electorado con su voto. ¡Así nos va!

Salud y República

07 abril 2017

Donald Trump y su juego preferido: la guerra

Pues sí. Trump cogió su fusil, y es que jugar a la guerra le gusta más que a los chivos la leche. Ya lo había anunciado, y ya se estaba esperando. El momento ha llegado. Sus hechos hablan por él mismo. A pesar de que USA es el primer país en gastos militares, Trump ha aumentado el presupuesto en más del 9% a costa de inversiones sociales. Su objetivo es claro y ha sido anunciado a bombo y platillo. El “América first” para él y su gente es demostrar a costa de lo que sea, también de muertos, que son el país “number one” en poderío militar.

Ojo por ojo y diente por diente. No importa saltarse la Comunidad Internacional, no importa que se haga de forma unilateral. Es importante también que todos sepan que Trump y los yanquis están por encima de cualquier acuerdo internacional. La ONU, la OTAN y el Sursuncorda no pueden parar la ambición estadounidense, sólo les queda someterse al poder militar de la Gran Potencia.

No es seguro que haya sido el canalla de Bashar al-Ásad el autor del tremendo asesinato de población civil con bombas químicas, pero aunque lo hubiera sido, atacar sin el respaldo internacional es una acción ilegal de difícil consecuencias. La ley del Talión nunca ha sido la solución. Había que haber apostado por una comisión de investigación internacional para poder castigar al autor. Arreglar con más muertos y más niños muertos un asunto criminal no es la solución.

Hoy el Estado Islámico está aplaudiendo esta acción, esta ayuda. Trump ha conseguido ponerse, sin quererlo, al lado de los terroristas, los que luchan contra el tirano sirio. Hoy
el terrorismo criminal Daesh está contento. Ha conseguido lo que probablemente quería.

Por cuenta propia ha iniciado una acción que ha colocado a USA y a sus aliados en contra de la otra gran potencia: Rusia. Y ha puesto en peligro el equilibrio internacional, con Putin y Trump, dos enajenados, como árbitros de la paz

Ahí están los que han apoyado sin ambages el ataque: Arabia Saudí (sabido es que están al lado de los terroristas), Israel (que busca mantener y aumentar el apoyo yanqui al conflicto con Palestina) y el Reino Unido (que cada vez está más fuera del concierto europeo y buscan arrimarse más a los yanquis para huir de la soledad con que el Brexit le puede dejar).

La actuación de los países europeos, incluida España, ha sido la bajada de pantalones, pues aunque hablan de que es necesario el soporte internacional, en el futuro, aprueban la medida ilegal, sin que les de vergüenza su mamporrismo. No se atreven a la mínima crítica sobre Trump, no vaya a ser que les convierta en enemigos. Y, en estos momentos, habría que preguntarse para qué sirven las instancias internacionales.

Las leyes hay que cumplirlas siempre, dicen por ejemplo, desde nuestro gobierno a los grupos independentistas, en relación al posible referéndum. Sin embargo, consienten sin rubor que Trump se salte los acuerdos internacionales y como mucho hablan de que los cumpla en el futuro. ¿En qué quedamos?

Todo sin olvidar que los barcos desde donde se han disparado los misiles yanquis tienen su base en Rota. Ya es hora de que desaparezcan estas bases americanas de nuestro territorio, que no hacen sino ponernos en peligro como copartícipes, aunque sea de forma pasiva, de estas acciones bélicas.

No, la solución no es la guerra. Hay que empezar, antes de que sea tarde a reivindicar una paz que está en peligro y a salir, si fuera preciso, de nuevo a las calles para volver a dejar claro que no estamos por ninguna guerra, luego puede ser tarde.

¡¡NO A LA GUERRA!!

Salud y República