19 octubre 2010

El pueblo saharaui de nuevo contra las cuerdas

No se molesten, no aparecerá nada en televisión, ni en radio y quizá tres líneas como mucho en algún diario. Salvo que ocurra una gran desgracia que, si esto sigue así, puede suceder.

Si hay un pueblo invisible, que parece no existir, que está desperdigado, del que apenas se habla --salvo en momentos puntuales--, que son molestos pues tienen razón pero no se les puede dar por las consecuencias que dicen que puede traer; ese pueblo es el Pueblo Saharaui.Sahara resistencia

Un pueblo sin tierra, un pueblo expatriado, unos extraños en tierra extraña. Su tierra está pisoteada por los ganadores de la batalla Su vida, sometida a otra nación que ha conculcado sus derechos y les trata como ciudadanos de segunda, como presos políticos.

Están hartos, viven en estado de espera perpetua. Esperando justicia, una justicia que no llega desde hace treinta y cinco años. Desde que España les abandonó.

Están desesperados, dispuestos a no esperar más. A extremar las medidas. Aspiran a la tranquilidad y la paz, pero sólo ven hostigamientos, malos tratos y la guerra como salida. No quisieran, pero el horizonte es negro.

España --responsable de que hoy estén vagando por otras patrias—, junto a Francia y USA, no quiere enfrentarse con los marroquíes, los más poderosos en la zona. Y no son capaces de obligar a este pueblo a que cumpla las resoluciones que ha dictaminado la ONU a favor del derecho de autodeterminación del pueblo saharaui y a desarrollar los planes de paz aprobados en su momento, también, por el reino alahuita.

Desde hace seis días, cinco mil jaimas con unos quince mil saharauis se han apostado a las afueras de El Aaiún para protestar por su situación. Y no se irán hasta conseguir que no sean tratados como ciudadanos de segunda.

Esta rebelión civil, esta intifada está siendo ahogada por las autoridades marroquíes, que han sitiado este campamento improvisado y no dejan entrar víveres ni agua. Además grupos de policías de paisano, sin identificarse se pasean entre las jaimas grabando a todo el mundo con cámara de vídeo. Coches, tanquetas y helicópteros de la policía y el ejército marroquí pasan cerca del lugar constantemente levantando polvo y haciendo ruido por las noches con el fin de que cesen en su intento de protesta. La situación es dura y nadie levanta la voz, el mundo vive ajeno a esa injusticia.

Desde esta bitácora me uno, modestamente, a la ciberacción pacífica en favor del pueblo saharaui y a romper el bloqueo informativo que los medios de comunicación convencionales tratan de imponer, minusvalorando o ninguneando las informaciones que tienen como protagonista al pueblo saharaui.

Marruecos culpable, España responsable

¡Por la autodeterminación del gobierno saharaui, ya!

Salud y República

15 comentarios:

__MARÍA__ dijo...

Hace tanto que tendrían que estar independientes que nos tendría que dar hasta vergüenza.
Lo que haga falta Rafa.

Besos

Pd: He conseguido ¡por fin! lo de la actuación por la ley electoral, poniendo otro correo. Parece que no le gustaba el de gmail.

Selma dijo...

Me borré de Fb, no he podido leer tu enlace, Rafa, aquí tengo este, a ver si coincide..


Muchos besos, Rafa

Ciberculturalia dijo...

Tienes toda la razón
Es el gran olvidado y rara vez aparecen noticias sobre este sufriente pueblo.
Espero que no ocurraninguna desgracia y la policía marroquí no ataquen a los manifestantes
Me uno a tu denuncia
Un beso

mariajesusparadela dijo...

Ayer mismo te hablé de ellos en mi comentario.
Si coordinas una acción conjunta en la red, te sigo.

Neogeminis dijo...

Tenés razón en decir que éste es un tema del que no se habla y que muchos casi ignoramos por completo. Está en quienes conocen la gravedad del tema levantar la voz para que todos nos enteremos de la situación y nos sumemos a la presión para hacer que cese esa injusticia.
Muchas gracias por dar a conocer la gravedad de la crisis.

Un abrazo.

Eastriver dijo...

Me apunto a lo que dice María Jesús. Qué vergüenza.

Genín dijo...

Este tema, no te puedes imaginar la vergüenza que me da...
Conmigo puedes contar, como dice Mariajesús.
Salud

Txema dijo...

Pídele cuentas al rey. Y ya sabes por qué lo digo.

un abrazo.

Antònia Pons Valldosera dijo...

¿Me das permiso para reproducir este post en mi blog, amigo Rafa?
Una brazo grande como el desierto del Sahara.

KIKELIN dijo...

Demasiado tiempo ya.
Un abrazo

RGAlmazán dijo...

Y es que los distintos gobiernos españoles no han tenido vergüenza en este tema. Han mirado para otro lado, como si los saharauis fueran figras de cartón y no sufrieran. Besos.

Selma, sí se refiere a lo mismo, una buena entrevista la de Rebelión. Besos.

Carmen, esperemos que no haya desgracias, porque luego les echarán encima la culpa. Besos.

María Jesús, ya te avisaré si lo hago. Bicos.

Mónica, el poderoso Marruecos hace enmudecer a los medios de comunicación y a los otros Estados. ¡Lamentable! Besos.

Ramón, ya te aviso si hacemos algo.

Genín, no es para menos, cualquier persona sensata y con vergüenza, siente vergüenza. Lo grave es que no todo el mundo tiene vergüenza.

Txema, a este tipo no le pidas cuenta de nada. Simplemente no rinde cuentas por nada, está por encima de todo. Ya lo sabes bien.

Antònia, no me tienes que pedir permiso, ojalá sirviera para paliar el problema. De momento, si todos ponemos voz a este pueblo --tú lo haces constantemenet--, ponemos nuestro grano de arena.
Besos.

Kikelín, demasiado tiempo. Por cierto he visitado tu página y me encantan tus caricaturas. Son geniales, te escribiré un email para que me digas si las puedo utilizar.

Salud y República

Jorge Sánchez dijo...

D. Rafael, buen post. ¿Tiene pensado escribir sobre el segundo saquito de monedas de plata que le acaban de dar a Rosa Aguilar? Un saludo.

alfombril dijo...

Y lo peor es que es un pueblo que no recurre a terrorismos para hacerse oir y que tienen un pequeño autogobierno democrático, con lo que menudo antecedente estamos sentando en el Primer Mundo al marginar tanto a un pueblo expoliado por EEUU, Francia y Marruecos.

Felipe dijo...

Nos portamos como unos canallas cuando nos fuimos y seguimos haciendolo por no querer saber nada de ellos,incluso temiendo el chantaje continuo de la monarquía aluita.

Mi completa solidaridad con el pueblo saharaui,un pueblo expatriado en los campamentos de Tinduf y perseguido en el Sahara colonizado.


Saludos

Daalla dijo...

Tienes razón, yo no me había enterado de esta acampada. Como siempre nos tienen ayunos de toda información que no interesa que conozcamos.
Saludos