15 octubre 2010

El agua un bien escaso mal repartido

 

Blog Action Day 2010

Hoy se celebra el Blog Action Day 2010. En el que van a participar más de 4000 blogs de 130 países, que se calcula que llegarán a más de 30 millones de lectores. Este año el tema elegido es el agua. Un bien escaso y, sin embargo, derrochado.

El mundo es agua. Sin agua es imposible la vida. Cuando se investiga si hay vida en otros planetas, lo primero que se busca es el agua. Nosotros somos agua, por mayoría absoluta, cuando nacemos un 75%, adultos un 60%. El agua gana.

En nuestro planeta también gana el agua, más del 70% de la corteza terrestre está cubierta por agua. Otra vez mayoría absoluta.

Y el agua es necesaria para vivir. Beber agua es vital. A pesar de que haya tanta agua en la Tierra, el agua limpia y potable es un bien escaso. Los datos son escalofriantes. Más de mil millones de personas no tienen acceso a agua potable. Más de cinco mil niños mueren todos los días por falta de agua o por agua en mal estado.

Sin embargo, en el llamado mundo desarrollado el agua se derrocha, mientras que en el tercer mundo hay zonas de gran escasez. El calentamiento global contribuye a que se hayan extendido las zonas secas por falta de agua. Y poco se está haciendo al respecto. El futuro, con un planeta sobrepoblado, es ciertamente gris.Blog Action Day 2010-a

Bastaría con que el agua estuviera bien repartida y habría para todos, pero el Norte tiene agua en abundancia, mientras el Sur tiene escasez de la misma.

La situación comienza a ser bastante preocupante. Ese derroche de agua de los países desarrollados no puede continuar. Hay datos que nos deberían hacer pensar. Ese modo de vida, ese afán consumista tiene una repercusión que nos puede llevar al desastre. Los datos son concluyentes. Estos son solamente los que van ligados a la alimentación:

  • Para obtener un litro de leche son necesarios 1.000 litros de agua.
  • Para una taza de café son necesarios 140 litros.
  • Para producir un kg de ternera  se gastan 16.000 litros.
  • Para obtener un kg de arroz hay que emplear 3.000 litros.

Y el agua necesaria para fabricar algunos artículos de consumo:

  • Un coche: 160.000 litros de agua
  • Una camiseta de algodón: 1.500 litros de agua
  • Un kilo de lana: 1.000 litros de agua.
  • Una botella de plástico para agua mineral se lleva 7 litros de agua.

Curiosa este último ejemplo. Mucho sabemos en el mundo desarrollado del consumo de agua embotellada. Ese agua que consumimos porque desconfiamos del agua que se sirve por la red municipal. Ese agua que compramos haciendo caso de la publicidad y despreciando el agua que sale del grifo, mil veces más barata y en muchas ocasiones –así ocurre en Madrid y en muchos otros sitios— de mejor calidad que la llamada “mineral”.

Un ciudadano estadounidense consume, de media, 200 botellas de agua al año. Para fabricarlas es necesario unos 17 millones de barriles de petroleo, del que el 86% no se recicla.

Vale la pena ver este vídeo, que lo explica mejor:

Por descontado que necesitamos consumir productos manufacturados, pero controlemos ese consumo. Es bueno saber lo que hay detrás de lo que compramos, y no sólo ver el producto final. No nos dejemos engañar por el espejismo de la publicidad.

O cuidamos el consumo de agua y hacemos por extenderlo a los que hoy mueren de sed, o estamos abocados a acabar en unas absurdas guerras por el agua, con el fin de sobrevivir.

El derecho al agua limpia y potable es un derecho humano de primera necesidad. Hagamos lo posible por protegerlo en todas partes. Si no, lo lamentaremos. Mañana puede ser tarde.

Salud y República

16 comentarios:

FAR dijo...

Me temo que las próximas guerras proyectadas estallarán por el control de la preciada agua.

No por casualidad, Paraguay es el país del mundo más(o casi más) monitoreado por agencias de inteligencia extranjeras.
La causa: sus riquísimas reservas hídricas.

¡Salud!

Genín dijo...

Esta vez se me ha pasado sin escribir...
Salud

Dean dijo...

Pongamos todo de nuestra parte para que -por lo menos- este objetivo del milenio si se cumpla. Quien disponga de agua del grifo en condiciones debe olvidarse del agua embotellada, contaminará menos y ahorrará dinero con el que puede ayudar a alguna ONG que trabaje en pro de las comunidades que carecen de agua potable.
Un saludo.

Neogeminis dijo...

También yo me he sumado a este avento bloguero. si bien nuestro planeta debería llamarse agua en lugard e Tierra dada la proporción del líquido elemento, paradógicamente ese bien (otrora calificado como "renovable") resulta escaso en sus condiciones óptimas.
Despertar conciencias sobre lo limitado de este recurso es un primer paso.
Un abrazo.

Ciberculturalia dijo...

Hoy muchos de nosotros nos sumamos a esta cibercampaña, en defensa del consumo racional y de la mejor gestión del agua en nuestro Planeta.
Ojalá esto sirva para concienciarnos, tanto individualmente comoa nivel institucional.
Un beso

Felipe dijo...

Vengo del Blog de Carmen y digo que el desarrollo sostenible del planeta es urgente y que corresponde a gobiernos y ciudadanía preservar este bien tan preciado.

Mientras en algunos lugares se despilfarra en otros padecen grandes sequías y el consumo para la propia vida humana es aterrador.

Buena y solidaria entrada.

Saludos

Txema dijo...

También vengo de la casa de Carmen y te digo lo mismo que a ella. Gracias por traer este iniciativa.

Y, es verdad, lo de la botella es significativo.

un abrazo

Dilaida dijo...

Nosotros no sabemos valorar este bien tan preciado y que sin él es imposible la vida y tan escaso en otras partes del planeta.
Bicos

Manuel dijo...

Enhorabuena por el artículo. Muy bueno y muy de acuerdo con los comentarios aquí escritos.

Por desgracia en España no somos ningún ejemplo de buen reparto del agua como se demuestra en la enorme insolidaridad interritorial que demuestran los nacionalismos a la hora de hablar de transvases y envalses y en la nefasta política en este terreno que hizo el PSOE en la pasada legislatura. Una cosa es reclamar modificaciones y mejoras de un Plan Hidrológico y otra oponerse frontalmente a todos. El PP hacía lo mismo con Felipe González quien tampoco solucionó el problema por presiones de nacionalismos y oposición.

mariajesusparadela dijo...

No tardaremos demasiado en ver a "los dueños del agua" ejerciendo el poder.

Tantor dijo...

A todos los usuarios de Agua Mineral:
Sabed que compartir botellas supone un posible contagio por la saliva y de persona a persona.
Un invento nuevo nos va a proteger ahora,se llama Boquilla Personal,es de uso individual para cada persona y podemos verlo en www.boquillapersonal.es Esto no es un anuncio,es Prevención,pasalo y que lo conozca todo aquel que beba en botella de agua.Ya hay casos de contagios.Prevenir es Salud. Un saludo amigos.

Antonio Rodriguez dijo...

El agua es un bien escaso, que muchos derrochamos y otros no tienen suficiente acceso o acceden sin calidad.
Dicen que las proximas guerras pueden ser por el uso del agua, es muy probable.
Salud, República y Socialismo

Nila dijo...

Muchas gracias por el post, he aprendido mucho con él.
un abrazo desde Perú

Selma dijo...

En campañas como estas y otros manifiesto es cuando me sabe mal no poder participar de manera activa y desde la fenecida"Jaima", por ello y gracias a tu hospitalidad me sumo a tu denuncia- llamamiento.

Un beso, Rafa.

Nieves LM dijo...

Todos sabemos la teoría de cómo ahorrar agua en nuestras confortables casas, pero lo hacemos?

Aquí se llenan las cisternas de nuestros retretes con agua POTABLE mientras el agua no llega a muchos sitios. Reciclar?

RGAlmazán dijo...

FAR, creo por desgracia que será así.

Genín, la próxima.

DEan, ojalá que se cumpla.

Mónica, poco más podemos hacer, al menos sirvamos de altavoz. Besos.

Ojalá, Carmen, ojalá. Besos.

Sí, Felipe, los gobiernos y la ciudadanía deben concienciarse de que este bien es escaso. Poco se ha hecho hasta ahora, donde abunda.

Txema, es verdad que mucha gente toma agua mineral y es, a menudo, peor que la del grifo. Por ejemplo, en Madrid.

Dilaida, deberíamos valorarlo más. Bicos.

Manuel, la verdad es que la política hidraúlica en este país ha sido un desastre. Lo que pasa es que los intereses de las distintas autonomías provocan desequilibrios, y los gobiernos centrales no han sabido evitarlos.

María Jesús, así es, y lo que es peor, si esto no cambia, habrá guerras del agua. Bicos.

Sí, Antonio, así es, hablan de las próximas guerras del agua.

Nila, qué gusto que te pases por aquí. Gracias por venir. Un beso.

Selma, guapa, ya participas entrando y comentando. Besos.

Llevas razón, Nieves. Y no sólo eso. Consumimos más del doble del agua que necesitamos y usamos el agua potable para asearnos, lavar, la cisterna...
Un beso.

Salud y República